[Cerrado] Los trés pelos del brujo sabio. [Trabajo][Bibliotecario]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

[Cerrado] Los trés pelos del brujo sabio. [Trabajo][Bibliotecario]

Mensaje  Arygos Valnor el Mar Nov 17 2015, 19:50

las estanterías de libros llegaban prácticamente hasta el techo, y su acceso era limitado por las temblorosas escaleras corredizas que pendían del magno mobiliario. La luz amarillenta que aclaraba la semi penumbra de la biblioteca daba un aire de paz y tranquilidad que invitaba a sumergirse en sus numerosos tomos. El olor a libros, viejos y nuevos emanaba de cada rincón.  Era un aroma que siempre le había agradado. El silencio solo era roto por el pasar de las paginas normalmente imperceptible, pero perfectamente audible en ese silenció, y solo dejaba de encandilar con su tranquila canción cuando los breves murmurllos de los trabajadores o la clientela se intercalaban para conseguir material de estudio.

Arygos se encontraba de pie, y extrañamente en su forma humana, semi encorvada sobre el mostrador intercambiando susurros con una mujer anciana, de pelo cenizo y rostro arrugado, cuya piel translucida dejaba entrever sus azuladas venas. Acomodaba constantemente con las manos temblorosas las gafas en el puente de la nariz, que se resbalaban por su postura gacha.

-La paga son 350 aeros, solo necesito que sustituya a mi sobrina por hoy. Es un trabajo sencillo. Mantenga el orden de los libros y ayude a los clientes.- su voz era un susurro grave y las palabras temblaban así como sus manos, dándole un aspecto aun mas frágil, como si fuera a romperse en cualquier momento.

-Comprendo. No se preocupe señora Potts.-sonrió la muchacha, intentando no alargar de mas las palabras.

-Puede empezar llevando esta pila de libros a sus respectivos lugares.-La anciana dio un par de golpes con la yema de sus huesudos dedos sobre la cubierta del libro que se encontraba en el tope de una pila voluminosa.

-Claro señora Potts.-respondió en tono jovial, y coloco la gran pila entre sus brazos, no había esperado que pesaran tanto, sin embargo, no borro el gesto de su rostro, y se encamino hacia las estanterías a paso lento, cuidando siempre de no tropezarse con sus propios pies, tarea casi tan complicada como cargar con ese torreón de tomos antiguos.

Las primeras horas de la mañana se sucedieron con esa tranquilidad, ir colocando en los estantes pertinentes los libros, y prácticamente sin incidentes, apenas había tropezado tres o cuatro veces, solo se había lastimado ligeramente el codo, y había caído dos veces de las escaleras, pero a una poca altura, nada alarmante, o a lo que no estuviera acostumbrada, así que resumió para si misma que iba a ser una jornada sencilla y calma. Le agradaba ese silencio, ese lugar, y aun que aun no había elegido para que quería los aeros, le parecía que trabajar de forma esporádica en algunos lugares podía darle perspectivas nuevas. Además, oír a esa gente en la plaza del emrcado sobre la gratificación de trabajar le había dado, como no, curiosidad.


Última edición por Arygos Valnor el Jue Nov 19 2015, 00:00, editado 1 vez
Arygos Valnor
Honorable
avatar
Cantidad de envíos : : 638
Nivel de PJ : : 3
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Cerrado] Los trés pelos del brujo sabio. [Trabajo][Bibliotecario]

Mensaje  Arygos Valnor el Mar Nov 17 2015, 20:47

La biblioteca permanecía con la misma iluminación perenne, y el mismo silencio acogedor des de hacia ya largo rato, todos los libros estaban en su lugar, y resultaba sencillo encontrar los títulos que demandaban los clientes gracias la estricta división por temática y al orden alfabético en el que estaban dispuestos los manuscritos.  Aun que no podía decirse que Arygos estuviera ociosa, ya que la sola dimensión de la biblioteca resultaba en varios minutos para depositar cada tomo que pedían o devolvían.

Se encontraba fuertemente aferrada a la escalera, apenas habiendo subido tres escalones de la misma y terminando de devolver un tomo sobre plantas autóctonas de las regiones meridionales de Aerandir cuando notó un tironeo de la falda, que la desequilibró y al hizo precipitarse de culo al suelo nuevamente, llegando por los pelos a dejar el libro en su lugar para que no sufriera también el maltrato de la caída.

Un muchacho joven de unos doce años dio un salto atrás para evitar ser aplastado por la muchacha y la miro con los ojos muy abiertos. Su pelo cobrizo se encontraba revuelto, y observaba apurado la escena con sus grandes y redondeados ojos castaños, haciendo gestos nerviosos con las manos.
-P-perdone señorita. ¿se encuentra bien?.- retorcía entre los dedos el borde de su camisa de lino. El tembliqueo generaba la ilusión óptica que de que las pecas  que poblaban sus mejillas y su nariz saltaran de un lugar a otro de un modo un tanto curioso.

Arygos no tardó mucho en levantarse y acomodarse la falda con las manos, era la caída numero tres de la escalera, pocas para lo que llevaba de día, así que seguía estando contenta con su récord. 

-No te preocupes.-desestimó la caída con un breve errático gesto con la mano.-¿En que puedo ayudarte?

-Es..esto.. estaba buscando un libro..-el muchacho frunció el ceño, intentando recordar las indicaciones de su mentor, y el color empezó a subir a sus mejillas al darse cuenta de lo poco que podía memorizar del sencillo encargo que le habían encomendado.- Algo sobre.. s-sobre.. un huevo de jaguar o algo así...-balbuceaba el muchacho avergonzado- P-puedo ir a preguntar y volver luego..-bajo la mirada con pesar, cerrando los ojos, esperando una reprimenda.

Al contrario que eso Arygos apoyo suavemente la mano sobre el hombro del muchacho y le obsequio con una sonrisa, hablando en tonos pausados para intentar calmarle.

-No te preocupes ¿de acuerdo? vamos a intentar ver que logras recordar, y si podemos encontrar el libro con eso. ¿si?.-aparto la mano y se enderezo de nuevo,  tomándose ambas manos pro encima de la falda y observando la reacción del muchacho.

El joven abrió primero un ojo al sentir el tacto, luego el otro, y con la boca entreabierta observo a su interlocutora, asintiendo varias veces, y calmando, poco a poco sus nervios al verse liberado de castigo.

-pues..algo de que era sagrado, y de proteger a ese huevo, porque era importante o así..-se paso la mano por la nuca, pudiendo sacar poco de su atolondrada cabeza.

-Vamos a repasar lo que tenemos ¿si? Un huevo de jaguar..Los jaguares no ponen huevos, así que puede ser una palabra similar.¿No crees?¿estas seguro de que era de jaguar?.-pregunto con el mismo tono bajo y dulce a la criatura, que negó con la cabeza por toda respuesta.

-Bien, entonces tenemos un huevo sagrado, muy importante y sagrado..-Arygos se mordió el labio pensando, le resultaba familiar esa idea, muy familiar, y su cabeza no tardo en hacer un "click"*. -¿Podría ser el huevo de jade?

-Un huevo de jade eso!.-se corrigió el muchacho con efusión, alzando la voz.

-Shhh.-llevo un dedo a sus labios la muchacha para indicar que celebrase sin enturbiar la alma de la biblioteca. - En mi casa tenían un libro que hablaba de eso, vamos a ver si aquí tienen uno igual.

Se dio la vuelta y miró pro encima del hombro al muchacho, que lucía mucho mas seguro, y seguidamente, ambos se perdieron entre el laberinto de estantes en busca del libro.



*Uso de conocimiento antiguo
Arygos Valnor
Honorable
avatar
Cantidad de envíos : : 638
Nivel de PJ : : 3
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Cerrado] Los trés pelos del brujo sabio. [Trabajo][Bibliotecario]

Mensaje  Arygos Valnor el Miér Nov 18 2015, 00:16

Tras una breve caminata entre los pasillos llegaron a la sección correspondiente de la biblioteca, no fue dificil encontrar entre todos los tomos el que relataba leyendas antiguas sobre los dragones,  por suerte una area de la historia que Arygos conocía notablemente bien, y cuando descendió de las escaleras corredizas con el tomo concreto que mas ahondaba en esa leyenda en particular logró no caerse.

La muchacha sonrió mientras le extendía el libro al muchacho, hoy iba a ser un buen día, y ese breve encuentro le había traído a la memoria hermosos recuerdos de su tan lejana patria.
-¿Es este el libro que estas buscando?.

El joven leyó el titulo con notable dificultad, pero finalmente una gran sonrisa se pinto sobre su rostro.
-Gracias señorita.-presiono el tomo contra su pecho, sosteniéndolo con ambas manos. Su maestro estaría complacido con los frutos del encargo, se había ahorrado una fuerte reprimenda y su correspondiente castigo.

Arygos y el muchacho se dirigieron en el mostrador, donde dejaron constancia en el registro de la biblioteca los datos de maestro y aprendiz, ademas del tomo que estaban sacando del recinto. La señora Potts anotaba todo con una pulcra, pequeña y minuciosa letra, tras lo cual el joven salio del establecimiento.

La anciana termino de apuntar todos los registros de la gente que esperaba en el mostrador y se levanto lentamente sosteniendo su peso en un bastón que chirriaba por el peso.
-Srta Valoran..-Sus palabras se vieron interrumpidas por el estrepitoso golpe de la puerta al ser abierta sin ningún cuidado. Una bandada de jovencitos entro corriendo en el establecimiento.

-¡Vamos corre!¡si no te va a atrapar!.-eran unos cinco muchachos de unos seis o siete años como mucho, el que había hablado tomaba de la mano a otro que corría aun mas lento, y con todo el alboroto de su llegada empezaron a dispersarse por la biblioteca. Pocos segundos mas tarde otro niño se asomó por la puerta.
-¡Os voy a encontrar!.-respondido en tono jocoso, siguiendo con su juego de escondidas y atrapadas dentro del negocio.


-¡FUERA DE AQUÍ MOCOSOS!.-La señora Potts sacudía su bastón de un lado a otro, la falta de punto de apoyo hacia que se balanceara como un árbol a punto de quebrarse, y su rostro ceniciento e tornaba ahora de un intenso carmesí.-¡ESTO ES UNA BIBLIOTECA NO UNA CUADRA!¡FUERA!¡FUERA HE DICHO!.-  Pero los muchachos ya se habian perdido entre las estanterías y hacían caso omiso a las reprimendas de la anciana mujer.

-ARYGOS, SACALOS DE AQUI AHORA MISMO!-vocifero la mujer, al borde de una apoplejía mientras se dejaba caer en la silla del mostrador.

La joven muchacha tardo unos segundos en responder, con los ojos como platos y procesando la estampida de niños y alboroto que acababan de complicar su día de un instante al otro. 
Ya podía olvidarse de hacer una pausa para comer. Se arremangó las faldas para no tropezarse y comenzó a correr en dirección a donde había visto al ultimo muchacho desaparecer. 

Pero los niños eran mas ágiles, mas rápidos, y por encima de todo, tenían algo de lo que ella carecía, coordinación. Antes de doblar la primera esquina, se tropezó con sus propios pies y cayó en plancha deslizándose por el suelo de la biblioteca,  chocando con el pie de una de las estanterías, que hizo llover varios de los pesados tomos encima de su cabeza.

-Auch!.-levanto el rostro por encima de la pila de libros, y resopló, apartando un mechón de pelo blanco de delante de su rostro.- Esto va a ser difícil...
Arygos Valnor
Honorable
avatar
Cantidad de envíos : : 638
Nivel de PJ : : 3
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Cerrado] Los trés pelos del brujo sabio. [Trabajo][Bibliotecario]

Mensaje  Arygos Valnor el Miér Nov 18 2015, 19:47

La joven tardo unos segundos en darse cuenta de que uno de los niños estaba en pie a pocos centímetros mirando su estrepitosa caída, probablemente atraído por el ruido. No se quedo quieto, si no que empezó a sacarle los libros de encima para ayudarla a liberarse y ponerse en pie.

Ahora ella tenia que debatirse, entre intentar sacarlo a la fuerza del local, o encontrar una alternativa mejor.  Por suerte, o por desgracia, no hacía tanto que ella había dejado la infancia atrás, y conocá la perdicion de muchos niños porque era también la suya, la curiosidad. 

-Muchas gracias, eres muy gentil.-sonrió a la criatura mientras empezaba a enderezarse y apilar los libros.-Como Sr. Roger Falswell.-alzo un dedo, dándole cierta solemnidad a ese nombre, para llamar la atención del joven. Que como la mayoría, gustaban de ser comparados con héroes de leyenda.

-No es nada.-respondió el muchacho, pero una chispa de curiosidad se encendió en sus ojos cuando escucho el tono y la pompa de ese nombre.-¿Sr.Roger?.-pregunto algo dubitativo.

Arygos sonrió amablemente, aun que mas por ver que el pequeño había mordido el anzuelo. Se enderezo con paciencia mientras asentía, dejando que la curiosidad arraigara en su mente juvenil. Se acomodo la falda y empezó a ordenar los libros.

-¿No conoces la historia de Sr.Rogers? hm.. quizás puedo contártela, pero tengo que ordenar los libros...-murmuro en tono bajo, haciéndose la dubitativa.

-Por favor.-insistió el muchacho.- Puedo ayudarte con los libros...-dijo no muy seguro de si mismo.

-Esta bien.- sonrió. Empezó a caminar con un par de los mismos por las callejuelas que conformaban las estanterías, buscando distraidamente a los niños mientras hacia ver que localizaba la ubicación correcta de los tomos.

-Roger era un muchacho joven, valiente y gentil que vivía en una aldea cercana a Lunargenta. El joven ansiaba ver mundo, así que un día partió de su casa camino a tierras lejanas para vivir aventuras.- Narraba en tonos bajos, así si el niño quería oírla, tenia que ser silencioso para no perderse detalle.

-Viajo por la tierra de los elfos y sus hermosos bosques otoñales, cruzo la tierra de las bestias, y un día, llego a la orilla del gran río, parándose allí a descansar. Entrada la noche escucho un ruido, abrió los ojos y vio del otro lado una muchacha, blanca como la luz del huna, y mas radiante que la luz del sol. Ambos se quedaron mirando largo rato, y finalmente comenzaron a hablar. El muchacho intrigado pro esa ninfa de los bosques, decidió volver cada noche al río, y allí la encontraba cuando la oscuridad era mas profunda, salia su compañera, y poco a poco, se hicieron grandes amigos. Pero una noche, ella no volvió...- Una voz chillona interrumpido el relato.

-Josh! Se suponía que tenias que buscarnos! así no se juega a las escondidas!.- Otro joven salio des de los estantes a voz de grito y se puso a reñir al paciente oyente.

-Cállate Carlos.-replico el primero, poniéndose un dedo sobre los labios para indicarle silencio.-Quiero saber como sigue.

-¿Como sigue el que?

-La historia de Sr.Roger.-pronuncio el muchacho, con la misma solemnidad que había demostrado la narradora la primera vez, pero en un tono bajo ya acostumbrado al tono de la dragona.

-¿Y ese quien es?.-El segundo joven bajo la voz también, para no ser el único que gritaba.
 
Josh le resumió a grandes rasgos la primera parte de la historia a su compañero, y ahora eran los dos jóvenes los que seguían a Arygos por la biblioteca, en un silencio sepulcral esperando conocer como continuaba la aventura del intrépido Roger.
Arygos Valnor
Honorable
avatar
Cantidad de envíos : : 638
Nivel de PJ : : 3
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Cerrado] Los trés pelos del brujo sabio. [Trabajo][Bibliotecario]

Mensaje  Arygos Valnor el Miér Nov 18 2015, 20:28

Arygos iba tomando los libros del mostrador y caminaba por la biblioteca colocandolos en su respectivo lugar con sus dos fieles seguidores, silenciosos como una procesión que escuchaban su narración. Aun que no encontraran a los demás niños, estos empezarían a salir a buscar a sus compañeros cuando vieran que no los estaban yendo a encontrar.

-Rogers espero unos cuantos días, y luego, empezó a temer por su amiga. ¿Y si le había ocurrido algo en el bosque? Tomó valor y cruzó el río. La vegetación cambio rápidamente, los arboles no tenían hojas, no había flor, la flora era oscura, pelada y retorcida, y pronto se vio rodeado de una intensa niebla que apenas le permitía ver por donde iba. Pero el era un joven valiente, no le temía a la niebla, a la oscuridad ni al bosque.  Tras mucho caminar llego a una aldea, la luna estaba en su zenit, y bajo la misma se encontraba su amiga.  Rogers corrió hacia ella y le pregunto que le había pasado, aliviado de verla bien. Entonces descubrió que esa era su aldea, vivía allí y su padre no le permitía alejarse tanto, porque podía ser peligroso para ella. Roger prometió hablar con su padre, pese la suplicas de la muchacha de que no lo hiciera, ya que era peligroso. A fin  de cuentas  Roger se encontraba en una aldea de Vampiros.

Los niños contuvieron la respiración, absortos en la leyenda, la miraban con los ojos muy abiertos. Un tercer niño se asomó entre las estanterías y se acerco a sus compañeros.

-¿Que hacéis?.-pregunto desconcertado, mirando la extraña escena.-¿Porque ya no estáis jugando?


-Shhh.-respondieron ambos muchachos al unisono. -Estamos escuchando la historia de Sr.Roger.-

 Y nuevamente le resumieron al recién llegado la parte que habían oído del cuento. Siendo ahora tres los niños que seguían a la joven dragona por la biblioteca, en el mas fiel de los silencios. A Arygos le acordaba al cuento del flautista de Amelí, aun que en vez de una canción era una historia. Cuando vio que los tres se encontraban callados y atentos de nuevo prosiguió con su relato.

-Roger fue, aun así a hablar con el señor de los vampiros, que era el padre de su amiga. "¿Pero que tenemos aquí? si es un joven humano" se relamió los colmillos el temible líder. "Soy Roger, y quisiera poder llevarme a su hija a ver mundo" respondió el joven valiente, impresionando al líder del clan. La muchacha, miraba a su padre con ojos implorantes para que no se lo comiera, así que el vampiro, que era anciano y sabio, decidió ponerle una prueba que no podía pasar. "Esta bien, si me traes tres pelos de la cabeza del sabio brujo de la torre mas alta de las islas ilidienses, dejaré a mi hija elegir si quiere venir contigo."Sentenció. Así que el joven Rogers partió esa misma noche hacia las islas.

Arygos hizo una pausa, tanto para subirse a una escalera a dejar un par de libros, como para mantener el suspense, dejando a los pequeños elucubrar como iba a conseguir pasar la prueba.
Podía ver de reojo como algunos de los otros niños se habían ido acercando durante su relato, y los seguían a cierta distancia, llenos de curiosidad pero sin atreverse a acercarse mas.  Hizo como que no los veía, haciéndose la despistada, cosa que no resultaba muy difícil de creer de una oven que cada cierto tiempo se caía solita de bruces contra el suelo, y tenia que apilar de nuevo los libros que cargaba.

-Roger caminó y caminó hacia el sur, y llego a una aldea de hombres bestia, todos estaban consternados, ya que acampaban alrededor de una fuente que antes manaba la mas cristalina de las aguas, pero des de hacia un tiempo, estaba seca como un desierto.Los aldeanos le contaron consternados al joven Roger su desgracia, y este prometió volver con una solución para sus problemas. Roger siguió su camino, hasta llegar a una aldea elfica, en el centro había un gran manzano que ahora agonizaba, pero que antaño poseía las manzanas mas grandes y sabrosas de todo Aerandir, de nuevo el aventurero prometió que a su vuelta, daría con una solución para sus problemas. Y finalmente llego a la orilla que daba con las ilsas illidienses. Pero no tenia dinero para pagar al barquero. Entonces el barquero le contó que llevaba mucho tiempo remando de una orilla a la otra, sin jamas nadie que le hiciera el relevo, y que dado que la barca era mágica, no podía abandonarla si nadie le sustituía. Roger le prometió que si lo llevaba a la otra orilla, lo liberaría de su condena. Así finalmente, nuestro aventurero llegó a las ilsas illidienses.

Arygos miró hacia atrás y tenia a sus espaldas una bandada de niños, todos se habían ido acercando, y sus compañeros en los mas silenciosos susurros les habían puesto al día con el cuento. Ahora todos la seguían ordenados y tranquilos, encandilados por la leyenda.
Arygos Valnor
Honorable
avatar
Cantidad de envíos : : 638
Nivel de PJ : : 3
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Cerrado] Los trés pelos del brujo sabio. [Trabajo][Bibliotecario]

Mensaje  Arygos Valnor el Miér Nov 18 2015, 20:55

Cada vez que Arygos tenia un percance los niños se acercaban a ayudarla, quizás por bondad, o mas posiblemente para que prosiguiera con el cuento cuanto mas rápido posible. La cuestión es que la señora Potts, al ver como los niños estaban ayudando a cuidar con la biblioteca, paso por alto el hecho de que aun no los hubieran echado, y permitió a los jóvenes seguir en el recinto siempre y cuando siguieran asi de silenciosos y educados. 

Arygos tampoco desatendía las peticiones de los clientes cuando estos se le acercaban, y los niños esperaban pacientemente, pues sabían que si no la dejaban trabajar, no podría seguir con la leyenda, y a estas alturas de la misma, ninguno quería quedarse sin saber como terminaba la historia del joven aventurero.

-Roger camino por las islas illidienses hasta dar con el torreón mas alto de toda la isla, y casi entrada la noche, golpeó la puerta, ante el se dibujo una mujer rolliza, y entrada en años. "¿que haces aquí jovencito? Al amo no le agradan los niños, y te convertirá en un escuerzo si te ve rondando por la zona" advirtió el ama de llaves. Pero Roger, que no tenia miedo, le contó todas su aventuras a la anciana mujer, que conmovida le dejo pasar. ·Haremos lo siguiente" dijo la anciana. "Te haré muy pequeño y te esconderé en el bolsillo de mis faldas, y durante la noche, intentaré conseguir los pelos, y las respuestas que tanto buscas." Con un par de gestos y las palabras mágicas, volvió a Roger del tamaño de un ratón, y lo escondió en uno de sus bolsillos. El brujo no tardó en volver a casa, y tras una abundante cena se tumbo en un sofá apoyando la cabeza en el regazo del ama de llaves para que le masajeara la cabeza. 

-¿Como era el brujo?.-preguntó un niño curioso.

-Oh, pues el brujo era un hombre muy grande y fuerte, pero también mayor y muy sabio, se decía que tenia casi todas las respuestas. Por eso era acosado constantemente por los brujos mas jóvenes de la isla, y había terminado por detestarlos a todos. Pero en el fondo no era una mala persona, solo era muy gruñón.

-¿Como la señora Potts?.-añadió otro, y varios de los jóvenes rieron. Incluso a Arygos se le escapo una sonrisa, y asintió ligeramente.

-Aun que la señora Potts hace bien en reñirles. ¿No se enfadarían ustedes si alguien viniera y se pusiera a gritar sin dejarles escuchar el cuento? Es lo que hacen cuando gritan en una biblioteca, no dejan a la gente oir sus propias historias.

Algunos asintieron conformes, otros no tanto, y un ultimo interrumpió.

-Pero ellos leen, nadie les esta contando nada.

-Es difícil concentrarse para leer cuando hay gente hablando muy fuerte cerca. -dijo alzando un dedo Arygos, aun que el gesto severo se volvió pronto ridículo, cuando, por soltar sus faldas y hacer ese ademán,s e tropezo con las mismas y termino por enésima vez cara al suelo.

-Eres torpe.-rió uno de ellos mientras la ayudaba a levantarse.

Arygos asintió y rió un poco de su propia torpeza.

-Un poco, pero eso es otra historia, quizás mas adelante.-le guiño un ojo al niño.-¿Quieren saber que paso con Rogers y los tres pelos del brujo sabio entonces?

-Si!.-alzo la voz un niño. Y los otros respondieron rapidamente con un-Ssshht!-para que no alzara la voz con tanta efusión.

La joven se aclaró la voz y prosiguió con el relato.

-Cuando el brujo sabio se encontraba profundamente dormido, la mujer le arranco un pelo y se lo escondió en el bolsillo donde estaba Roger. "¡Pero que haces mujer loca!" Gruño el brujo sobresaltado. "Ai, perdóneme señor, pero he tenido un sueño muy extraño. Había una fuente que manaba una agua deliciosa y cristalina, pero que se secó repentinamente. ¿Porqué será?" El brujo refunfuñó y se acomodo de nuevo en su regazo. "Mujer estúpida, Hay si ellos supieran, hay un sapo bajo una piedra de la fuente, que esta maldito, si matan al sapo el agua volverá a manar como siempre." Y volvió a dormirse. El ama de llaves aguardo pacientemente a unos minutos, y le arranco otro pelo. 

-¡Auch!.-grito un niño. Otro le había arrancado un pelo para hacer la gracia con el relato. Arygos dejo la pila de libros en un rincón y los miro a todos con los brazos en jarras.

-Si van a portarse mal no les cuento mas.-riñó con un tono mas severo. Reprimiendo una sonrisa, de algún modo, le hacia acordar a las tontas disputas con sus hermanos, allá en las heladas montañas. Negó con la cabeza para si.
El joven culpable del alboroto se ruborizo.

-No lo haré mas señorita.-bajo la cabeza.-Pero siga con el cuento porfabor...


-Esta bien, ¿Por donde ibamos? eh si... el Brujo sabio, cayo de nuevo en un profundo letargo.

El silencio reino de nuevo, y ella tomo los libros, adentrándose en el laberinto de estantes para cumplir con su labor.
Arygos Valnor
Honorable
avatar
Cantidad de envíos : : 638
Nivel de PJ : : 3
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Cerrado] Los trés pelos del brujo sabio. [Trabajo][Bibliotecario]

Mensaje  Arygos Valnor el Miér Nov 18 2015, 21:23

La gente de la biblioteca observa con extrañeza y curiosidad la procesión de niños, y como estos ayudaban pacientemente y en silencio a poner orden en la biblioteca, sorprendidos de que fueran los mismos diablillos que habían causado semejante caos con su entrada.  Pero rápidamente volvían su atención en los tomos que les ocupaban, dejando esa extraña visión como una anegdota que quizás compartirían mas tarde con sus allegados.

La voz de Arygos sin embargo, resultaba inaudible para esos espectadores lejanos, ya que era tan suave que los niños debían de estar cerca y atentos, estrategia tanto para evitar el alboroto, como que se dispersaran por el local. Su voz, tan melodiosa y rítmica como baja, ponía los tonos justos para hacer la historia lo mas interesante posible, y transportar a los jóvenes a las escenas que relataba.


-El ama de llaves espero, y espero, y finalmente le arranco otro pelo al brujo sabio, guardándolo con el primero. "Au, mala mujer! ¿Que diantres te ocurre ahora?" se quejó el brujo sobresaltado. "Discúlpeme señor, es que he tenido otro sueño extraño." se disculpo el ama de llaves."Había un árbol hermoso, cuyas manzanas eran las mas grandes y sabrosas de todo el continente, pero se había secado horriblemente. ¿Que cree que le pasara al pobre árbol?" compartió con su amo la señora. "Oh, si ellos supieran."rió el brujo sabio."Hay en las raíces una familia de ratones, que enferman al árbol  y no lo dejan crecer, si acaban con los ratones, el árbol volverá a dar frutos. Y ahora déjame dormir, estoy harto de tus visiones." rezongó y se acomodo en el regazo, dejando que la señora le acariciase la cabeza hasta quedarse dormido.

Arygos se interrumpió y dio la vuelta, para comprobar que nadie le tiraba los pelos de nadie, y una mano en el aire a punto de cometer la fechoría se bajo repentinamente mientras su dueño se hacía el despistado. La Dragona le advirtió con la mirada, se volteo a seguir con su ronda, dejando los libros y prosiguiendo con el relato.

-De nuevo el brujo sabio se durmió, y pro tercera vez el ama de llaves le arrancó un pelo de su cabellera. "¡Pero ya esta bien!¡¿Que viste ahora mujer del demonio?!" Gruño el anciano. "Vi a un barquero en una barca mágica, lleva remando mucho tiempo, pero no puede salir de la barca si nadie lo releva. Pobre desdichado." dijo la mujer, fingiéndose apenada. "Menudo zopenco! lo único que tiene que hacer es darle el remo al pasajero y saltar a la orilla, así se librara de su castigo. Y ahora ya esta bien, déjame dormir de una vez." La mujer asintió, y sonrió, esperando que el joven Roger hubiera memorizado todas las respuestas, y ya en posesión de los tres pelos, tuviera todo lo que necesitaba. A la mañana el brujo salio de casa y el ama de llaves sacó a Roger de su bolsillo devolviéndolo a su tamaño normal. El aventurero, con los tres pelos en mano agradeció a la mujer su gran ayuda y se encamino hacia la orilla de las islas. Su viaje estaba pronto a su fin, y ya solo tenia que volver a la aldea a liberar a su amiga.

-¿Pero primero ayudaría al barquero no?

-Y a los elfos y los hombres bestia. ¿no?

-Claro que si, porque Roger era un muchacho de palabra, ademas de valiente, y muy considerado, no dejaría a toda esa gente en su desgracia. Eso seria cruel, ademas faltaría a sus promesas.

-Pero iría mas rápido si viajaba directamente a ver a su amiga.

-Pero seria un mentiroso.-Aleccionó la dragona-¿Que habría pensado su amiga si supiera que Roger era un mentiroso?.- Los pequeños asintieron, entendiendo el concepto, a nadie le agrada que le mientan.

-Roger no era un mentiroso.-lo defendió el chico del principio hacia sus compañeros de moral mas laxa. Pero la discusión fue breve, ya que, mentiroso o no, todos querían saber como seguía la historia.
Arygos Valnor
Honorable
avatar
Cantidad de envíos : : 638
Nivel de PJ : : 3
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Cerrado] Los trés pelos del brujo sabio. [Trabajo][Bibliotecario]

Mensaje  Arygos Valnor el Miér Nov 18 2015, 21:43

Mas allá de los muros del negocio, el sol del mediodía empezaba a descender anunciando la tarde. La historia se había eternizado ante las constantes interrupciones tanto de los niños como de los clientes de la biblioteca que pedían orientación para encontrar algún libro, o temática concreta. 

Arygos sentía el hambre acuciante en su interior, aun que no era consciente de la hora que era, y no pensaba quejarse, trabajo es trabajo, tendría tiempo para cazar mas tarde, o comer algo en el mercado si no salia hasta recibir su paga, fuera como fuere, era mas importante ahora, cumplir con sus tareas y evitar otro escándalo a causa de esos pequeños diablillos.


-Roger emprendió el camino de vuelta y se encontró el barquero. "Encontraste como liberarme?" "si, pero te lo diré en cuanto este en la otra orilla." asevero el aventurero, que no quería quedar preso en la barca. "esta bien" concedió el barquero, confiando en el muchacho. Lo paso de una orilla a la otra, y cuando Roger ya se encontraba fuera de la barca le reveló. "La próxima persona que se suba a tu barca, dale el remo y salta a tierra, así te tomará el relevo y serás libre" "Muchas gracias" respondió el barquero, con una gran sonrisa, y aun que casi nadie tomaba su barca para cruzar, pues era lenta y vieja, tenia la esperanza en su corazón.
 
Roger caminó y caminó y finalmente llego a la aldea de los elfos, uno de los guardias se le acero, esperanzado. "Roger, sabe ya porque nuestro manzano esta reseco y muriéndose?" "Claro" contesto este. "Hay una familia de ratones viviendo en las raíces, que se las comen y no lo dejan crecer, si acabáis con los ratones, el árbol sanará" y eso hicieron, los elfos cavaron y encontraron la madriguera, se deshicieron de los ratones, y a los pocos dias el manzano recupero su color, sus hojas y sus frutos. Los elfos, sumamente agradecidos, obsequiaron al aventurero con dos mulas cargadas de Aeros.


Roger prosiguió su viaje entonces, caminó y caminó y llego a la aldea de los hombres bestia con sus dos mulas. Un paseante se le acerco, reconociéndolo de su primera visita. "Roger, ha encontrado ya la cusa de la sequía de nuestra fuente?" pregunto esperanzado el hombre. "Claro. Bajo las piedras de la fuente vive un sapo mágico. Acabad con el sapo y la fuente volverá a manar agua" Y así lo hicieron, encontraron al sapo, y cuando se encargaron del mismo, la fuente empezó a manar su cristalina agua. En recompensa la aldea le dio otra mula cargada con canastos llenos de Aeros.

-¡Entonces se volvió rico!.-exclamo entre susurros uno de los jóvenes, ya aleccionado sobre el volumen de voz que debía emplear en una biblioteca.

-Si.-asintio la dragona, -Cuando eres bueno, la fortuna te sonríe, Roger acabo con la miseria de dos pueblos y un pobre desdichado.


-¿Y entonces volvió a por su amiga?


-Por supuesto. Después de salir de la aldea de los hombres bestia, Roger fue directo al pueblo de los vampiros junto con sus dos mulas.-sonrió la joven.

El entusiasmo de los niños era contagioso, y aun que tenia los brazos y las piernas cansados de tanto caminar, trepar y caerse, sentía el corazón lleno de gozo. ¿Era eso a lo que se refería el vulgo con la gratificación del trabajo?.
Arygos Valnor
Honorable
avatar
Cantidad de envíos : : 638
Nivel de PJ : : 3
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Cerrado] Los trés pelos del brujo sabio. [Trabajo][Bibliotecario]

Mensaje  Arygos Valnor el Miér Nov 18 2015, 22:12

La afluencia de gente disminuía en la biblioteca, muchos empezaban a salir para pasar la tarde con sus seres queridos, disfrutar de algunos juegos o bebidas en la taberna, o de las ultimas horas de sol en la plaza de la ciudad. Incluso comprar a ultimo momento las mercancías del mercado, para poder tomarse su tiempo sin que les cerraran.

Ademas se había caído solo 5 o 6 veces en lo que llevaba de cuento, así que seguía siendo muy poco para todo el tiempo que llevaba en su forma humana. Las rodillas y los codos le dolían por las contusiones, pero no tanto como otras veces, así que era soportable, y la joven se sentía orgullosa de su "ejemplar" manejo de su cuerpo humano ese día.

-Cuando llego a la aldea de los vampiros, todos los pueblerinos miraban las mulas con sorpresa, no solo había vuelto el joven, si no que además portaba consigo una fortuna inmensa. Su amiga casi rompe en llanto cuando lo vio volver, pensando que habría muerto al intentar llevar a cabo esa hazaña, o que vagaría convertido en escuerzo por las islas de los brujos. Se dieron un gran abrazo y fueron a ver al líder del poblado. "Aquí le traigo los tres pelos del brujo sabio" dijo Roger, sacando de su bolsillo los cabellos que había arrancado el ama de llaves al viejo mientras dormía. El vampiro los miro, los olio, no podía creer que realmente eran de su viejo conocido el brujo. ¿Como había hecho ese joven para hacerse con ellos? Pero mas importante que eso.¿De donde había sacado tanto oro? El líder de los vampiros era avaro ademas de cruel, y ansiaba por encima de todas las cosas el dinero.


"¿De donde has sacado tanto dinero?" El joven Roger dudó, no gustaba de mentir, pero sabia que si decía la verdad, probablemente el vampiro le quitaría el oro y se lo comería después, así que pensó y pensó, y decidió tenderle una trampa al cruel vampiro que lideraba la aldea.


"Mas allá d la tierra de los elfos, señor, en el borde del mar, hay un barquero con una barca vieja, pero ese hombre guarda un secreto, y es que su barca mágica siempre desembarca en una orilla que tiene oro en vez de arena, y de la que puedes sacar tantas riquezas como seas capaz de llevar encima." El vampiro, mas amante del oro que de su propia hija, permitió al muchacho quedarse con ella mientras hacia sus viajes, pensando en darle caza mas tarde, cuando hubiera tomado todas las riquezas de ese lugar. Y partió esa misma noche hacia la orilla prometida.

-Pero allí no había oro. ¿No temía que el vampiro se enojase al ver que lo había engañado?


-Claro que si, pero era un muchacho valiente, y sabia muy bien que el vampiro, si no, tarde o temprano volvería a tomar a su hija como prisionera, y le chuparía la sangre hasta dejarlo seco como una pasa. Era honesto, pero no estúpido, y pudo evaluar, cuando debía, pro un bien mayor, y para librar al mundo de un hombre cruel, trazar una trampa.


-Podrían haberse batido en duelo.

-No habría sido justo, el era un joven, y el otro un hombre muy experimentado, ademas de ser mas veloz y tener los poderes de un vampiro. Lo que hizo fue que su propio pecado fuera su perdición, la avaricia.
 
-¿Entonces que paso con el vampiro?

-Señorita Valoran.- La voz de la señora Potts interrumpió el debate.- Esta aquí la madre de alguno de los niños, dice que tiene que volver a casa.


Arygos y la manada de jovenzuelos se acercaron al mostrador, donde una mujer de mediana edad y ropajes gastados manchados de harina aguardaba a divisar entre el cumulo de enanos a su pequeña criatura.

-Joshua, tenemos que volver a casa, vamos, ya es tarde, no molestes mas a la gente.

-Pero mamá, quiero saber como termina el cuento.-hizo un mohin.-Solo un poquito mas, ya termina. ¿A que si?.-miro a la joven esperando un poco de apoyo.

-Estamos por terminar.-asintió.-Pero debes pedirle permiso a tu madre.

-Porfi porfi porfi porfii.-repetía el mozuelo tironeando del delantal a su madre de aspecto cansado.

-Esta bien.-cedió al final.-termina el cuento y luego ven directamente a casa ¿entendido?

-Te quiero mami!.- el muchacho le dio un abrazo, manchándose las ropas con harina,  y volvió con su grupo de amigos, que se habían dado vuelta rodeando a la dragona, mirándola fijamente con sus ojos brillantes  abiertos como lechuzas, ávidos del desenlace.
Arygos Valnor
Honorable
avatar
Cantidad de envíos : : 638
Nivel de PJ : : 3
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Cerrado] Los trés pelos del brujo sabio. [Trabajo][Bibliotecario]

Mensaje  Arygos Valnor el Miér Nov 18 2015, 22:29

Arygos tomo otra pila de libros del mostrador y se encaminó hacia los estantes, colocando en su respectivo lugar cada tomo, se dispuso a narrar el final del cuento.


- El Terrible Vampiro paso por el poblado de los hombres bestia, pero todos dormían, cruzo la aldea de los elfos, pero no había nadie despierto, y es que al no tolerar la luz del sol, no podía ser conocedor tampoco del verdadero origen de los Aeros del valiente Roger. 
El vampiro llego entonces al barquero, y le exigió que lo llevase a la otra orilla, pero cuando estaban por desembarcar, el barquero puso en sus manos el remo, y salto a tierra, condenando al villano a remar hasta el fin de sus días.
Pero el vampiro no podía soportar la luz del sol, así que cuando amaneció sobre el mar, se convirtió en cenizas. Nunca mas aterrorizo a nadie, y la barca maldita se hundió en el océano al no tener quien la guiase, librando al mundo de su maldición.


Roger y su amiga volvieron a Lunargenta con sus mulas, y compraron una casa grande para los papas del aventurero y otra en donde vivir cuando terminasen su viaje, pues ambos querían conocer mundo. Aun que a partir de entonces, Roger tubo que aprender, a ver la belleza del mundo al amparo de la noche, pues su amiga, también un vampiro, no podía tolerar ni la luz del amanecer.


Ambos contaron su historia, y al final llego a los oídos de los mas poderosos del reino, quienes nombraron a Roger, Sr.Roger, por librar a Aerandir de dos poderosos males. 
El brujo sabio, siguió siendo igual de gruñón, pero empezó a dormir con sombrero de pijama para que su ama de llaves no le dejara calvo. Y todos fueron felices viviendo sus intrépidas vidas por los rincones de Aerandir. Fin.-Concluyo la dragona, depositando el ultimo libro en su lugar.

-Ahora los deben estar esperando todos en sus casas, así que deberían volver antes de que sus mamas les riñan.¿no creen?.-los jóvenes asintieron mientras la dragona los guiaba hacia el mostrador, y tras una efusiva despedida y algún que otro abrazo, salieron del negocio.

La joven suspiro, estaba contenta, pero había sido una jornada cansada, y aun quedaban un par de horas para que esta terminase. Por suerte, estas fueron mucho mas tranquilas, y pasaron lentas y apacibles en ese imperturbable silencio del que no había podido disfrutar en todo el día.

-Srta Valoran.-La llamó la señora Potts cuando no quedaban mas clientes en la tienda y casi había terminado el libro de cuentas.- Muchas gracias por su trabajo.-sonrió la anciana des de su vieja silla, repiqueteando con los dedos sobre el bastón.- Si necesita de algunos Aeros otra vez, me gustará contar con su ayuda. Aquí tiene su paga.-se ajustó las gruesas gafas que resbalaban por su nariz aguileña  de uno de los cajones saco una bolsa ajada con su salario, depositandolo encima del mostrador.

-Muchas gracias Sra.Potts. Pero creo que por ahora seguiré viajando.-inclino la cabeza la muchacha en señal de cortes respeto y agradecimiento.-Me ha encantado trabajar en su tienda.


-Mucha suerte pequeña.-le deseo la anciana.

-Igualmente Señora Potts, que tenga una buena noche.-Guardo en su morral la bolsa de Aeros y se encamino hacia la puerta. Pero antes de cruzar el umbral se giro para ver a la anciana.-Dele recuerdos a los niños de mi parte si vuelven a venir.-sonrió y desapareció tras la puerta, internándose en las calles bañadas por el crepúsculo. 

Mientras, la vieja dueña esbozaba una sonrisa y negaba para si, acordándose de sus propios años de juventud.
Arygos Valnor
Honorable
avatar
Cantidad de envíos : : 638
Nivel de PJ : : 3
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Cerrado] Los trés pelos del brujo sabio. [Trabajo][Bibliotecario]

Mensaje  Othel el Jue Nov 26 2015, 15:52

Un buen trabajo, destaco la historia de "El joven Roger" como elemento conductor entre posts y el fácil ritmo de lectura de tu escritura.
Obtienes:

  • +10 puntos de experiencia base + 8 puntos por buen desarrollo, en total= +18 puntos de experiencia.
  • +3 puntos de pasiva en conocimiento antiguo por la resolución del conflicto del huevo de jade y la historia para calmar a los niños. Sin embargo, la próxima vez recuerda subrayar el uso de la habilidad, o no se te contará como usada.
  • + 350 aeros.


* Recuerda pedir los puntos en sus lugares correspondientes.
* Me gustaría comentar que los masters preferimos los trabajos con más de una persona, como recomendación para un futuro trabajo.


---
Othel
Master
avatar
Cantidad de envíos : : 648
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Cerrado] Los trés pelos del brujo sabio. [Trabajo][Bibliotecario]

Mensaje  Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.