Últimos temas
» [Practica de rol] Perdida otra vez
Hoy a las 01:53 por Claudena Orsteni

» Dando señales de vida (?)
Ayer a las 01:33 por Woodpecker

» Recordatorio para la osa [TAREAS]
Ayer a las 00:36 por Bruna

» SISTEMA DE COMBATE
Jue Dic 14 2017, 16:16 por Sigel

» {Tareas} Tablón de encargos de Khariz
Miér Dic 13 2017, 19:57 por Khariz

» Auckland {Af. Normal}
Miér Dic 13 2017, 19:03 por Invitado

» MERCADO de Aerandir
Miér Dic 13 2017, 17:46 por Ansur

» Solicitud de Trabajo
Miér Dic 13 2017, 17:26 por Ansur

» Atributos
Miér Dic 13 2017, 09:52 por Elen Calhoun

» ¿Qué estas escuchando?
Miér Dic 13 2017, 06:08 por Aliena


Nueva oportunidad [Anthelios]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Nueva oportunidad [Anthelios]

Mensaje  Sigel el Miér Nov 30 2016, 21:28

* Anthelios se presenta voluntario para los juegos del hambre  Por Mp te comenté una serie de instrucciones las cuales debes de seguir. Te haré un breve resumen. Vamos a repetir el tema de la Canción de la Reina de los lobos desde cero. No voy a ser estricta con los turnos de rol. En el evento hemos tardado dos turnos porque era necesario por las normas, aquí podremos continuar todo lo que nos sea necesario y más. Mis respuestas, te prometo, que no van a ser las mismas a las que hemos tenido en el primer tema. El primer post será el único que dejaré idéntico al tema original. No he cambiado ni una sola coma, puedes confiar en mí. El resto, depende de lo que tú hagas y lo original que seas.

Sin más dilación, mucha suerte y espero de corazón que te sea muy útil esta serie de entrenamientos.


_____________________

Los niños recordaban el frío. Sus respectivas madres les habían embutido con pieles y abrigos antes de salir de sus casas. Dejar de lado su forma humana para abrazar la lobina era una tarea casi imposible con tantas capas de prendas puestas. Muy a su pesar, los infantes se resignaron a jugar con el cuerpo humano. ¡Qué aburrido! Los lobos eran más divertidos que los humanos. Hubieran podido jugar a cazar ardillas o a rastrear otros animales. Poder transformarse en lobo, además siendo un niño, les abría un mundo de posibilidades que solo una mente infantil plagada de juegos podía entender. ¿Con la forma humana? Debían ser agradecidos de que, al menos, podían correr a pesar de llevar kilos de ropa encima.

Se lanzaron bolas de nieve, la poca que nevó la noche anterior, luego bolas de barro y más tarde empezaron la batalla con puñetazos, empujones y patadas. ¡Eran niños y se divertían como tales!

Los juegos terminaron cuando un grupo de hombres desconocidos entró a Ulmer. ¿Quiénes eran? Los niños se acercaron a escondidos para verlos más de cerca. Casi todos vestían con elegantes abrigos y lujosas joyas como las que llevan los ricos de Lunargenta. La única que se diferencia del resto del grupo era una mujer avanzada en edad que no llevaba absolutamente nada. ¡Con todo el frío que hacía ella estaba desnuda!

Los niños, escondidos de los adultos, se llamaron entre ellos para que viera a la mujer que acababa de entrar a Ulmer. Se tuvieron que tapar la boca para no soltar una carcajada en medio de tanta gente.

-Por la presenta- uno de los extranjeros desplegó un papel alargo y comenzó a hablar- declaro esta ciudad propiedad de la Reina de los Lobos. Observad su pálida tez, sus facciones reales y su elegante vestido. Dicen que los Dioses se reunieron para confeccionar cada prenda de su armario con los truenos de los cielos. Díganme ustedes que no es cierto. Incluso los Dioses saben apremiar la belleza de su rostro-.

-¡Pero si va desnuda!- uno de los niños más pequeños no pudo aguantar más y comenzó a reírse, los otros siguieron el juego del primero y una multitud de carcajadas resonó por toda Ulmer.

-Los mismos Dioses dijeron que los niños de lobos que no pudieran ver los hilos de sus prendas, se harán mayores y mataran a la Reina-.

La Reina de los Lobos señaló al lugar de entre los arbustos por donde venían las risas infantiles. Sus súbditos lo entendieron a la perfección y se transformaron en lobo. Aquello ya no era un juego. Era una caza y los niños iban a ser cazados.


_____________________

_____________________

ESTROFA: Canción-ven-íen
Los niños lobos juegan y ríen
porque la reina va desnuda
¿Es que todos han perdido la cordura?
RESPUESTA: ¡Canción-ven-diez!
Todos han perdido la cordura
Nadie parece ver,
de la reina su desnudez

_____________________

* Cuidador de niños lobos: Estás en Ulmer y ves a un grupo de niño huir de los feroces lobos que lleva la falsa Reina de la canción. Debo señalar que no me importa cómo has llegado a Ulmer,  aunque si deseas explicarlo, estás en tu derecho. Yo, por mi parte, no voy a ser estricto con la cronología de tu personaje. Tu deber, en este evento. Es el de salvar a los niños que poco tienen que ver con la canción y desvelar al resto de hombres que la Reina de los Lobos va desnuda. Para ello necesitarás tres cosas: un abrigo de piel, un niño que no deje de reír y un misterio. El misterio se te revelará en el siguiente turno. En éste, deberás coger los dos primeros objetos. Tienes total libertad en controlar a la tirana Reina, su séquito y los niños, además de describir el lugar y la forma en que encuentras y salvas a los niños. Un último consejo: No digas a la Reina de los lobos que va desnuda, puedes sufrir un peor destino del que están a punto de sufrir los pequeños lobos.
Sigel
Master
avatar
Cantidad de envíos : : 1194
Nivel de PJ : : 0

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.