Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Mensaje  Ulareena Werner el Jue Mar 09 2017, 12:26



El sonido del agua repiqueteaba en los muelles, haciendo el efecto más grandioso. Ury sabía que estaba en un gran puerto, pero en momentos como ese su pecho simplemente vibraba con emoción. -Ury quiere subirse a un barco- la manita derecha cerrada en un acto de determinación.  Después de haberse hecho pasar por la hermanita del príncipe en las puertas traseras de la ciudad, sentía que podía hacer cualquier cosa. Engañar a los esbirros de su abuelo no sonaba mal, lo tenía al alcance de sus deditos ventosos.

-Raro… Hoy los niños que molestan a Ury no están… ¿usted qué dice capitán?-
- Esos cangrejos cobardes…-

Con cierto desaire miré a los alrededores. Sólo por el hecho de estar  en compañía de un mayor todos veían a Ury y se apartaban de su paso. Busqué a Alexander con la mirada y lo encontré no muy lejos. Agité mi manita humana y comencé a caminar hacia él para reencontrarnos más rápido. Tal vez sus calamavillosas habilidades espías ya habían sido útiles. No se podía subestimar el poder de una máscara mágica que no era mágica. [color:d891=fafad2]-Puh puh puh-

-¡Cangrejita!-

Ury se detuvo en seco y giró su cabecita lentamente para ver con ojos asesinos al pequeño rufián. -Puh puh puh… pirata raso aprendiz…- susurré intercambiando miradas con el Capitán. -Grumetito- saludé cambiando mi actitud a una intrigosa. Ese pequeño humanito que aún tenía todos los dientes podría sernos de ayuda. Ya me había resignado a que el aprendiz de humano no fuese capaz de llamarme Ury o al menos “calamarcita”, al parecer su cerebro no hacía bien las conexiones (una de las únicas cosas que compartía con el abuelo, esa frase).

-Cangrejita, ¿dónde estabas? Después de jugar al escondite con los hombres feos no te vi más y creí que me habías dejado-

Ulareena evitó su mirada, era pícara pero no le gustaba dejar atrás a un camarada de los mares; había sido necesario, sino a esas alturas estaría presa y atada (si no más) en la mansión Drisköll. -Grumete, este es nuestro Maestre Alex. De ahora en más también le reportarás a él ¿entiendes?-

-¡Rayos cangrejiles! Ahí va uno de los hombres rata de mi abuelo… ¿Ese señor al que siguen no parece un pirata?- pregunté. Sin saber por qué me escondí tras unas cajas de madera, pero mi barriga comenzó a sonar.

-Ury tiene hambre, pero Ury quiere saber qué pasó Alex y Ury quiere saber qué hace el hombre maloso de mi abuelo tras un pirata-


Última edición por Ulareena Werner el Jue Oct 12 2017, 03:18, editado 1 vez
avatar
Cantidad de envíos : : 48
Nivel de PJ : : 0
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Mensaje  Valknut el Vie Mar 10 2017, 16:48

Habíamos llegado ya al puerto y me hallaba observando el mar, las aguas tan calmadas ademas del sonido de las olas contra los pilares debajo mio eran únicos, nada que hubiera escuchado antes, hasta el momento, el día parecía bastante bueno, bastante normal, era la primera vez que observaba el mar, me sentía tan feliz

Me recargaba en el barandal del muelle cuando voltee a localizar a Ury, parecía acompañada de un niño pequeño, no podía identificar que tan joven este podría ser pronto deje esto de lado y me acerqué a ellos llegando a tiempo para mi presentación, hice una pequeña inclinación de la parte superior en mi cuerpo para rápidamente dar la espalda a la persona que estábamos espiando, fingiendo admirar el vasto mar embolse ambas manos en el traje y guardé mi mascara, esta solo la utilizaba de noche debido a que durante el día era bastante extraño observar a alguien como yo sin creer que es un asesino y para lo que estaba por hacer era mejor pasar desapercibido, sin embargo aun tenía la ventaja de las sombras, con la capucha arriba se podía ocultar rasgos importantes de mi cara.

Eran dos hombres y según a la reacción de Ury ante tales personas estas tendrían que ser peligrosas, así que decidí seguirlos, antes de que la idea pasara por mi mente los observaba cuidadosamente para no ser notado,  ambos comenzaron a alejarse deteniéndose en un espacio entre dos locales cerrados no muy lejos de donde estábamos. Mire a Ury y le hice una señal indicando que subiría al techo, confié en sus habilidades como espía para realizar la tarea de escuchar la conversación por que supuse que entendería más de lo que hablarían los hombres sospechosos. En cambio aun no conocía las habilidades de su amigo, por lo que seriamente hice una señal para que se quedara quieto.  

Antes de dirigirme a mi posición pude escuchar levemente el rugir de un estomago *Debería conseguir alimento para Ury* pensé *Creo que pescado no sería una buena idea* Sonreí levemente y corrí hacia la pared del local escalando al techo de paja intentando hacer el menor ruido posible. Al acercarme a ver al par de personas estas se encontraban discutiendo sobre un tema, desde la vista panorámica del techo pude notar la presencia de otro par de personas, este par en particular vestía las mismas ropas que uno de los hombres que se encontraban hablando debajo de mi, agache mi cuerpo para disminuir mi presencia mientras pensaba *¿debería asesinarlos para reducir el numero de enemigos?, mmm,bueno, no creo que sea la mejor idea si esta platica termina y no encuentran a sus compañeros, eso solo los alteraría, ademas a la distancia en la que se encuentran es bastante larga* Los voltee a ver nuevamente *Ambos tienen espada, parece que esperan a su compañero de aquí abajo*

Mi atención estaba concentrada en el par de esbirros a lo lejos del lugar, me encargaba de la seguridad del grupo dejando la conversación de aquellos hombres a manos de Ury. Deslice una flecha del banco suavemente y la coloque en el centro del arco lista para ser tensada mientras me mantenía al tanto de los cómplices del esbirro y el comportamiento que se mostraba en la conversación para saber como reaccionar.
Valknut
Aprendiz
avatar
Cantidad de envíos : : 30
Nivel de PJ : : 0
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Mensaje  Ulareena Werner el Dom Mar 12 2017, 00:16

-Shhh- Le tapé la boca a Grumete y asentí decidida una vez a Alex mientras miraba cómo trepaba ágilmente hacia el techo. El príncipe-arbóreo-espía era calamavilloso -Gumete, tenemos que hacer algo, esos hombres son malos. Da la alerta roja- ordené mientras me acercaba, caja a caja al par de hombres y el aprendiz de pirata se alejaba por la dirección opuesta. Era como un juego, pero no era un juego, Ury lo sabía. ¡Todo dependía de ella!. Ahora veía la sombra de los hombres, estaba indecisa, no sabía si quitarse su vestido e intentar camuflarse contra la pared o mantenerme allí donde era capaz de escuchar lo que decían. Al principio murmuraban cosas, pero luego escuché claramente. El miedo me paralizó, no era como las historias de la abuela, ahora me podían descubrir y perdería más que un juego de garbanzos. Podría perder la vida!

- ¡Habla ahora Teleke! ¿Qué has averiguado?
- zeñor… tenga piedad, ha sido muy difízzil… el capitán Werner zañor…ze ha movilizado… pero el muy zorro ez muy aztuto…

Ury escuchó un golpe y vió que las sombras se unían por unos momentos, luego un quejido. Murmullos.

-Zi señor… lo ze. ¿Pero zabe? Uno de zuz hombres, zu mano derecha, el puercoezpín… trama algo, no abandona el puerto.
- ¿Wes fungai? … Tienes hasta mañana para traérmelo. Quiero otro reporte esta noche. Trae a tu gente, tenemos que averiguar qué se traen. Con cuidado, ese es fiel y muy inteligente. Si se entera que estamos tras su pista desaparecerá. No debo recordarte que tu barco está en nuestras manos ¿verdad? O que tu mujer

- ¡Ajá! ¡Con que ahí estas niña pobre y fea!
Di vuelta mis ojitos y los puse en blanco. No podía creer que me había perdido lo mejor de la conversación por culpa del carabobo de Oliver. -Ufff… piérdete Oliver ahora no- renegué concentrándome para aguzar el oído, pero el muy maloso me tiró de uno de mis preciosos tentáculos, haciéndome caer de colita. -Cangrejos fritos eres un cangrejo con olor a tierra- mascullé seria, no estaba para prestarle atención en ese momento. De todas formas, el niño rico siempre se aburría rápido de pegarme y molestarme. Esta vez probó ser diferente.

-Señor Oliver para ti niña pobre y
-fea- terminé su frase, levantándome para volver a lo mío. Estaba resignada. Pero los hombres se marchaban. Intenté acercarme, pero nuevamente mi tentáculo fue retenido. Me di la vuelta y le di un puntapié en el tobillo mientras le echaba la lengua.

-Ay no ay no- me llevé las manitas a la cabeza
-Cangrejita. Señora. Estamos listos-
-Puh puh puh que comienze el plan cofcofcof ¡comiencemos!-

Miré el techo, pero no vi a mi calamavilloso compañero ¿dónde estaría?
avatar
Cantidad de envíos : : 48
Nivel de PJ : : 0
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Mensaje  Valknut el Dom Mar 12 2017, 01:47

El techo de un local comercial para los puertos normalmente está diseñado de madera, es lo suficientemente espacioso para almacenar los objetos que el dueño esté dispuesto a vender, aquí un capitán o cualquier persona que cuente con un barco puede encontrar mejoras para el mismo así como decoraciones, cabe destacar que si te llevas bien con el vendedor y lo llegases a encontrar este puede venderte cañones de calidad para la ofensiva o defensiva del navío. Es increíble cuantas cosas se pueden aprender, lo primero mencionado lo empecé a repercutir en la pequeña estancia sobre estos locales, pareciera que aguantan las fuertes lluvias pero por su tamaño y ligereza no aguantan el tiempo suficiente para una persona, sobre todo con movimientos bruscos sobre él. Las personas que se podían observar desde el techo eran pocas, realmente no había mucha gente de ese lado del puerto, así como pocos barcos de pesca, sin embargo sí que deambulaban unos cuantos por esa parte.

Pude notar que uno de los esbirros que estaba alejado cuidando el perímetro se  sentía inquieto, mientras que el otro se mantenía tranquilo y firme en posición de brazos cruzados, al principio me intrigo un poco, recordando que para llegar a donde nos encontrábamos tenía que dar vuelta en varias esquinas, y que la percepción que tenía arriba no era la misma que por debajo, me tranquilice y el igual colocándose en la misma posición que su compañero, voltee a localizar a los hombres de abajo quienes se les notaba decididos y comenzaron a moverse.

Cruzaron el pasillo que conectaba con la otra parte del puerto, donde se encontraba el mercado comercial, me lancé a la pared del local vecino y deslice por su pared hasta llegar al suelo donde mi zapato encontró la tabla base desprendiéndola al bajar, intente colocarla en su lugar cuando un hombre se acercaba con pinta de tener un mal día. Tome la pequeña tabla escuchando lo que venía diciendo con una voz ostentosa, se acercaba con velocidad como si hubiese visto como bajaba.

-¡Oye si no er..!- Tome la tabla con fuerza y le golpe en la cabeza dejando su cuerpo rendido en el suelo haciendo imposible terminar su oración, de hacerlo pudo llamar la atención de curiosos, portaba una lista y una pluma, seguramente para registrar a quien entraba y salía, pero eso no podría pasar. Tome una lona que se dejaba ver por la apertura del local y la extendí sobre aquel hombre para hacer que pasara desapercibido colocando la tabla y aquel hombre contra el agujero del local. Tome la lista y comencé a caminar por el final del pasillo llegando al mercado donde en este se encontraban bastantes personas, así como puestos diversos. Le di un vistazo a la lista puesto que no reconocería los nombres me podrían llegar a servir.

El ambiente de comercio me venía de maravilla, me sentía como en las noches de entrenamiento con arco, era realmente fácil moverse entre las personas y pasar desapercibido, si bien me dejé llevar por esto por un momento tardé en encontrar al par de sospechosos quienes se encontraban no muy lejos de mi ubicación, ya me había alejado lo suficiente de Urí y comenzaba a preguntarme *¿Que hago ahora? Sé dónde están, tal vez debería localizar a Ury* Los sospechosos entraron a un bar. Me mantuve parado entre la multitud.
Valknut
Aprendiz
avatar
Cantidad de envíos : : 30
Nivel de PJ : : 0
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Mensaje  Ulareena Werner el Dom Mar 12 2017, 13:54

-Muy  bien ¡da la orden! Que el plan “sigamos al pirata” de comienzo puh puh puh- restregué mis manitas adelantándome al plan. -Y tú niño rico, ya calla, nadie va a venir a ayudarte. Levántate solo y vete. No te queremos aquí- ordené de forma despectiva. Desde que le pegara en su tobillo se había tirado al suelo a quejarse y sobarse, como si se le fuese a caer la pierna. Me crucé de brazos mirando en otra dirección cuando se levantaba en silencio -Menudo niño rico- dije en voz baja para que me escuchase mientras pasaba a mi lado para irse.

-¡Cangrejita! Vamos ¿Qué haciendo?
-¡En marcha!

Ury corrió como nunca, respiraba con pesadez por la boca. No entendía la velocidad de los pequeños humanos. Estaba pensando en que tal vez los tentáculos no eran lo más mejor para correr… pero la idea quedó en el tintero ya que en la mitad de la corrida por la vereda del puerto, vio algo que la hizo detenerse. Era una estrella de mar, pegada a algo que no era un poste. A la vista ordinaria, podría parecer que estaba agarrada en uno de los varejones del muelle, pero Ulareena sabía sobre las artes de mimetizarse, por lo que di varios pasos atrás y me detuve con un tentáculo en la barbilla.

-Aquí hay algo mal…
-…
-Ouooo… ¡¿Qué es?!

Di una patadita al suelo, no tenía tiempo para eso, pero sentía que era importante. Arrugué las cejas, tal vez si ponía cara de concentrada iba a ganar algo, y así suecedió.

-Inteligente niña. Corre, tus amigos te esperan
La mujer bestia dio un paso adelante, mostrándose ante mí. Estaba vestida del color del musgo que recubre el puerto, tenía una estrella en su cabeza y coral bajando por su pecho, su piel era del color de cobre, tan hermosa. Esto generó fascinación a Ury, pero no puede hacer más que cubrir mi boca con los tentáculos para que no se notara lo grande que se había abierto.
- Uooooaaaaa. ¡Sís! Si si si siiii ¡A la orden!
Respondí y volví a correr, acompañando el movimiento con brazos y tentáculos. Muchos marinos se reían al verme dando mi mejor intento. Eso me hubiese puesto triste, de no ser porque tenía otras cosas en las que pensar.

-¡Cangrejita!

Corrí hacia grumetito que me esperaba escondido tras unos barriles en la boca de un callejón oscuro. Llegué justo a tiempo para ver al pirata que se había vendido a mi abuelo llegar al puerto e ir hacia un barco. Pero antes de entrar al muelle, un niño que estaba haciendo problemas con su espada de madera desde hacía rato, le golpeó la espalda. Entonces intervino el que parecía su hermano mayor, reprendiéndolo y disculpándose con el hombre que parecía apurado. La calle estaba llena de gente, un excelente lugar para pequeños robos de bolsillo… o identidades.

Aplaudí dos veces y nos dirigimos por separado a la base secreta. Como siempre, fui la última en llegar. -¿Qué tenemos?- pregunté ni bien me metí debajo de las cajas en un rincón del callejón más recurrido del puerto.

-El pequeño caballero cada vez mejora más con su espada. Creo que casi le saca una costilla con la madera al pirata ese. ¡Bien hecho!
-Claro ¡los piratas son malos! Rawr

La conversación entre caballero y lechero me tenía sin cuidado. Tal vez algún día les explicaría que no siempre era así y que mi papá era el mejor pirata de todo el mundo, pero no era el momento. Miré a chinchilla, después de todo, el espectáculo había sido para que él tuviese tiempo de encontrar cualquier cosa que pudiera ayudarnos. Él sacó una moneda que nunca había visto en mi vida, también un pergamino viejo.

- Esta moneda, sea de donde sea, es prueba de que es un pirata
Todos asentimos, sin saber por qué.
- Aquí tengo una carta. Además hace tiempo que no sale del puerto, creo que lo están obligando a estar aquí. Tuve que lustrarle un par de veces sus botas, parece que se reúne con gente importante sino no gastaría ni medio aero en otra cosa que bebida
Todos volvimos a asentir y esperamos a que lechero leyera la carta (todos creían que yo era una niña pobre, asique nadie excepto Chinchilla sabía que podía leer). Era una nota de secuestro. Mi abuelo había secuestrado a su mujer. Estaban separados como Goldie de Alfred. Me puse a llorar abrazando a Capitán. Chinchilla nos abrazó a los dos.

Decidimos que Chinchilla se quedaría vigilando al pirata, de todas formas sabíamos que se ia a reunir con el sujeto malo del abuelo. Los otros tres me acompañaron a buscar a Alex. Teníamos que contarle lo que habíamos descubierto (y comprobado). Sobre todo, y mucho más importante, estar seguros que conocía al hombre de mi papa.

Lo que teníamos que averiguar ahora era dónde estaba Alex.

-Si buscas a tu amigo, yo sé donde está
-No sé de qué me hablas. ¿Qué amigo?
-No te hagas, los vi entrar juntos por la puerta de atrás
-¿Ahora me espías también?

El niño quedó rojo, apretó sus puños a los lados de su cuerpo e infló los mofletes. Quedaba tan gracioso que comencé a reír olvidando por qué estábamos peleando.

-Oliver, ¿qué sabes?

La pregunta de lechero tomó por sorpresa al niño rico. Miró sus uñas y se hizo el importante.
-¿Qué me vas a dar niña pobre?
Los cuatro que veníamos juntos nos miramos los unos con los otros. No teníamos nada que darle a niño rico. Entonces caballero sacó de su bolsillo la moneda robada y me la pasó en secreto.
-Antes, tienes que prometer que no me vas a molestar por todos los días en los que dura el Bragiväl
-Pides demasiado, además no me dices qué me darás
-Uuu… es una pena ¿no chicos? Yo que pensaba darle nuestro tesoro…
Todos fingieron asombro, lo que incrementó la sospecha del niño rico.
-Está bien, te lo mostraré, pero promete

Y con eso, Ury no solamente supo dónde estaba Alex, sino que se aseguró de no tener más molestias por tres días y noches enteros.



Off: Valk, puedes decir que Ury está contigo o no encontrarla aún, como te quede mejor.
mujer del muelle:
avatar
Cantidad de envíos : : 48
Nivel de PJ : : 0
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Mensaje  Valknut el Lun Mar 13 2017, 02:48

Teniendo en mente la locación de los hombres sospechosos solo hacía falta la ejecución de un plan, el ambiente era rápido, las personas iban y venían de lugares tanto distantes como distintos cada uno con su propio objetivo, bien o recorrido que seguir, unos iban apresurados otros como yo solo estaban paseando por ahí, entrar al bar donde vi a los esbirros para confirmar que sean ellos es arriesgarme a que todos volteen y se pongan incómodos queriendo atacarme,  sinceramente debo agregar que no soy un buen bebedor, por lo que esperando que se mantengan ahí hasta localizar a Ury comienzo a alejarme explorando el mercado teniendo platicas con los vendedores y comerciantes del lugar quienes contaban historias geniales sobre sus épocas doradas. Entre los que parecían más veteranos se podían encontrar piratas retirados que ocultaban esto último, pero a final de cuentas todos conocían o habían llegado a escuchar sobre el capitán Werner.

Desplazándome por el lugar se me acercaba gente continuamente para ofrecerme productos o contratarme para asesinar personas, era la primera vez que me pasaba, no podía evitar sentirme alagado por un momento sin embargo tuve que rechazar toda propuesta.  De repente podía escuchar como algo se acercaba a donde me encontraba caminando, dejando gritos de sorpresa y terror a su paso pasando por varias personas, era joven que compartía mi amor por las capuchas y el anonimato, no obstante este muchacho llevaría deshonra a su familia por eso, tal vez haya tenido un mal día, lo hayan amenazado para hacerlo, tal vez tenga algunas deudas de su familia, los factores eran muchos, los hechos eran otros, este pequeño hombre iba causando dolor a las personas para que estas no le pudieran seguir el paso, corría veloz en un ángulo bastante inclinado el cual tuve que reconocer, pues era bastante difícil lograr esa postura,  comenzaba a acortar la distancia entre nosotros con su recorrido me detuve en un poste con ambos brazos cruzados mirando hacia abajo y con una sonrisa esperé hasta que el renacuajo callera en la trampa. Estando a tan solo treinta centímetros de distancia hacia mi delantera estiré una pierna dejando que la gravedad hiciera su trabajo.

La persona cayó al suelo con un dolor que seguramente pago por lo sufrido en el causado anteriormente, este hombre se alertó  y rápidamente se levantó figurando estar completamente bien mientras se sacudía el polvo. Lo tome del hombro y le quite la pesada bolsa de aeros que cargaba.

-Al menos es un buen nudo, no me imagino a esta gente aprovechando de tu caída si no lo fuera.- Reí un poco
Intentando no pensar en el castigo que pudiera recibir el joven deje que se marchara tomando la responsabilidad de entregar la bolsa al dueño que desesperado se acercaba con rapidez.

-¡Oye! ¿¡Tiene usted idea de cuánto acabo de perder por lo que acaba de hacer?!-
Tome aire y pensando sarcásticamente en que podría referirse a la bolsa llena de aeros, extendí  el brazo que la cargaba y la solté en ambas manos del dueño.

-De nada-Decía sarcásticamente- Debería preocuparse por su local, dejarlo solo puede resultar una perdida mayor.-

*Vaya que ya no hay personas amables*

Seguí caminando por el mercado esperando encontrar a Ury y su pequeño amigo.


Off-rol: Ok. creo que perderme entre la gente se me da bien xD
Valknut
Aprendiz
avatar
Cantidad de envíos : : 30
Nivel de PJ : : 0
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Mensaje  Ulareena Werner el Lun Mar 13 2017, 15:44

-Puh puh puh- me regocijaba frente a la hazaña que habíamos logrado. -Parece que fuéramos los personajes de una obra de teatro, ¿no lo crees lechero?-

-Creo que tienes demasiada imaginación, primero piratas y ahora bares… no quiero saber a dónde me vas a arrastrar después de esto
-Claaaaaarooo… porque a ti no te gusta
-Yo no dije eso

Ambos nos reímos y miramos a los alrededores. Para entrar al bar que nos dijo el niño rico se nos ocurrió un calamavilloso plan. Primero, me subí a los hombros de lechero y luego, ¡luego! puh puh puh nos cubrimos con unos trozos de tela calamaaaantes. Le pusimos un sombrero que encontramos tirado encima y usamos mis tentáculos como bigotes, el disfraz perfecto. Pasamos como si hubiésemos sido el cliente del mes puh puh puh pero una vez dentro no vi a Alex.

-No veo a mi espía. ¿Qué hacemos?
- Vámonos
Asentí con decisión. No había tiempo que perder.
-¿Crees que Oliver nos traicionó?
-Esperemos que no
-Ou ou ou espera espera espera

Estiré uno de mis tentáculos para robar pan de una mesa pero fui descubierta por un hombre vestido de negro que sin pestañear tiró de mí, separándome de lechero y rompiendo con el disfraz.

-Pero qué tenemos aquí…
Tragué saliva. Era uno de los hombres de mi abuelo.
-Creí que le daría la paliza de su vida a un estúpido ladrón y me encuentro con la escurridiza heredera Drisköll-
Ury tenía miedo, Ury no podía respirar más rápido. Ury pensó que sentía su pecho vibrar con la fuerza de su corazón y que moriría ahí mismo del susto. Las últimas palabras de Laureen resonaron en mi cabecita.
-Corre lechero ¡corre! Que no te atrapen

Todo se movía lentamente, podía ver con claridad lo que pasaba, pero no había nada que pudiera hacer. La tinta no había servido de nada aunque había dado en el blanco, el abuelo debió haberle contado de mis trucos. Una vez que le patee en la panza, me cargó a su espalda como una mercancía más.
-Rápido, traigan un saco

La orden fue cumplida de inmediato y yo me encontré en la más profunda de las oscuridades, siendo batida como un pastel y golpeada de vez en cuando. Mis gritos caían en oídos sordos. Nadie querría meterse con esa gente.

-Dejémosla en el “Sin Nombre”
avatar
Cantidad de envíos : : 48
Nivel de PJ : : 0
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Mensaje  Valknut el Miér Mar 15 2017, 15:36

Como había mencionado antes el mercado era de una gran extensión, divulgar entre la gente era bastante fácil aunque reconocer el lugar con gente distinta yendo de un lugar a otro era otra cosa, los locales comenzaban a parecerse entre sí, empecé a notar que estaba confundido con el rumbo que había tomado, acelere la velocidad intentando encontrar a Ury, mi prioridad se había convertido en encontrarla, la había dejado sola junto al pequeño niño siendo yo el adulto del grupo. Ya había visto gran parte del mercado y este ya no era de mi interés a excepción de una palabra que no podía pronunciar La gente comenzaba a hablar con mas frecuencia de aquella palabra que por el momento no me salía, mencionándola como un suceso o evento que se acercase, sin embargo no podía definir si este evento era un hecho bueno o malo, dejé esto de lado pues no tenía mucha relevancia por el momento.

De vez en cuando subía a los postes con los que me topaba en el camino así tendría una vista mejor y mas despejada del lugar, pero todas las veces sin suerte.

Recordé a los esbirros que venía siguiendo por lo que decidí ir al bar, mientras caminaba el aburrimiento se apoderó de mi llenándome con ganas de silbar apretando ambos labios para soplar. Un par de hombres salieron del bar, uno con una gran bolsa y otro riéndose detrás. La gente que les rodeaba afuera les notaba con temor e intriga, no les podía ver la cara siendo que me daban la espalda en ese momento debido a la distancia, pero esas ropas eran las que estaba persiguiendo hace tiempo *¿Otro ladrón? enserio?*

Tome una flecha rápidamente mientras me concentraba con la respiración profunda de mi cuerpo, tome  aire con ambos ojos cerrados y al concentrarme lo suficiente después de haber apuntado en la pierna del hombre que colgaba la bolsa abrí los ojos soltando la flecha.

Era una distancia fácil de alcanzar corriendo sin embargo no tenía mucha prisa, las personas que se encontraban ahí se alertaron y mas de uno salio corriendo del lugar, hubo otras que se quedaron a ver como se desarrollaba eso así como los dueños de los locales que debían cuidar sus puestos.

Off-rol: Lamento mucho la demora u.u
Valknut
Aprendiz
avatar
Cantidad de envíos : : 30
Nivel de PJ : : 0
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Mensaje  Ulareena Werner el Sáb Mar 18 2017, 01:31

Ury sintió un quejido y en seguida una oleada de vértigo ¡caía! -¡Iaaaaaaaa iaaaaaa!- gritar no servía de nada, pero estaba muy asustada. Mi cabeza se estampó contra el suelo duro y empecé a sentir fresquito. -Uaaaaa- mis berridos estaban por encima de cualquier tumulto que se había generado. Tal vez si gritaba lo suficientemente fuerte, se apurasen en salvarme. Quizás lechero ya había encontrado la forma de venir a mi rescate, o la guardia de la ciudad ¡sí la guardia!.

-¡Ayuda ayuda!- pero me silenciaron rápidamente con un puntapié, acción que me hizo redoblar mis chillidos.
-¡Ustedes dos! Ocúpense del arquero. Traeré refuerzos
La voz del esbirro malvado era profunda, la misma del callejón. Me iban a convertir en sardinas ¡por las barbas de los grandes piratas! Me iban a meter en una caja y me iban a cortar en trocitos crudos para enviarle a mi abuelo. Podía imaginarme mis bellos tentáculos en pequeños cubitos acompañando una ensalada verde.

[…]
Desperté en una habitación oscura. Moví un tentáculo a modo de experimento, no había más nada a mi alrededor; parecía un camarote.
-¿Sabes qué pasó al final?
Preguntó una voz desconocida del otro lado de la puerta. Alguien cambió su peso sobre las tablas de madera. No se escuchó respuesta. Mis lágrimas se habían secado, sabía que mi destino estaba escrito en las estrellas, si debía de morir antes de conocer a mi papa o vivir como la esclava de mi abuelo ¡Qué así sea! apreté mis manitas a los lados. No les daría la gracia de verme amilanada. Levantaría mi cabeza para que todos conocieran la valía de la hija de un pirata (creía).

No sabía cuánto tiempo había pasado, estaba triste ¿qué estaría pasando afuera? ¿qué sería de lechero, caballero, grumetito, chinchilla o el niño rico? ¿el príncipe se habría dado cuenta de mi desaparición? ¿estaría preocupado? ¿y qué pasaba con el tal Wes Fungai? Y…¿el pirata traidor…? Estaba sentada, con la cabeza entre las piernas y las manos entrelazadas a la altura de las rodillas; los tentáculos tan muertos como mi esperanza de ver la luz del sol un día más.

De pronto, la voz melodía más dulce que jamás había escuchado absorbió toda mi atención.
canción:

-Ury conoce esa voz…
-Niña. Ten paciencia, la ayuda viene en camino
-Se…señora ¡Sí señora!
Respondí poniéndome en pie, con un súbito ataque de fuerza y valor. Pero un estruendoso golpe llegó desde un costado de la embarcación, de donde se suponía que nos cubría el agua. -Un momento… un momento…. Ury no sabe qué hacer. Ury tiene miedo abracé al Capitán y miré como las fuerzas del bien atacaban las maderas de la embarcación donde me encontraba desde un lugar que debería de ser imposible.

La madera comenzó a deformarse en el punto donde se concentraban los golpes, yo me había arrinconado lo más lejos posible, observando cómo el agua se filtraba lentamente. Desde el otro lado de la pared, quienes me custodiaban se alarmaron y discutían si entrar o no. Miré a capitán -Tenemos que huir, ningún lugar es seguro, pero estamos en poder de los más malos hasta ahora- Asentí. La decisión estaba tomada. Un boquete se abrió en la pared de madera y entró un borbollón de agua salada. Alguien gritó que saliera y eso hice.

Rápidamente la habitación se inundó y pude ver por la ventana a mis salvadores, dos personas bestia totalmente calamarescas -Calamavilloso…- cerré mi boca, tenía que salir y concentrarme en respirar por mis branquias. “Imposible. Difícil. Uuuuu” el agua me empujaba hacia adentro, mis fuerzas no eran suficientes para oponerme a la presión y poder salir, los hombres malos entraban desde atrás y no conocía a ninguno de quienes venían por mí. Un tentáculo fuerte me tomó y no supe qué pasó después de eso.




Off:Parece que no coincidimos u.u
avatar
Cantidad de envíos : : 48
Nivel de PJ : : 0
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Mensaje  Valknut el Dom Mar 19 2017, 03:00

La lógica de mis pensamientos no estaba clara, era lo último que hubiera pensado ver en aquel momento, Ury salió de aquella bolsa enorme que se movía en la espalda del maleante. En ese momento me exalté de más, mientras me encontraba vagando los hombres de su abuelo hacían su labor. Aceleré el paso mientras dos hombres  armados se me acercaban a la misma velocidad mientras rápidamente se llevaban a Ury frente a mis ojos, estaba parado simplemente observando hacia donde se dirigían. Cuando por fin dieron vuelta en una esquina le había perdido el rastro y aquellos hombres armados se encontraban a punto de tocarme con sus afiladas espadas, el enojo se apodero de mí al no ser capaz de cumplir mi encargo, esquivo ambos ataques simultáneos en vertical quedando a  la espalda a aquel par de hombres atacando al que se encontraba a mi costado derecho con el codo de mí mismo lado mientras deslizaba la espada corta al lado contrario, esto le provocaría cierta des concentración que pronto aprovecharía para darle una tajada al primer hombre rápidamente dándome el tiempo necesario para terminar asesinando al segundo al terminar mi primer ataque . Mis movimientos tenían la fluidez suficiente para ser bastante efectivos sin embargo eran lo suficiente mente inusuales para dejar en blanco a todo aquel que me observara haciendo actos tan raros.

La escena era alborotadora, todo el mundo corría, ya no había nadie que se quedase a observar el pleito pues se había cometido un asesinato.
Comencé a correr como loco hacia la última dirección que había captado en un callejón, lo más probable haya sido que fuesen hacia los barcos según la dirección que tomaron.
En mi carrera un grupo de hombres salió de aquel callejón provocando que me detuviera. Maldije en mi mente puesto que era casi obvio que esos hombres estaban en busca de mi cabeza. *Esto…Puede llegar a doler…*  rápidamente conté 10 hombres reunidos mientras se acercaban de poco a poco aumentando en número. Al disparar 3 flechas a diferentes objetivos comenzaron a correr enfurecidos hacia mi había sido el disparo de prueba con el que encendería la batalla,  para mi suerte se dispersaron entre si permitiéndome correr entre ellos soltando golpes con la espada por donde pudieran aterrizar, sin embargo no era el único con conocimiento en combate, así como atacaba era atacado a mano limpia reduciendo la velocidad con la que me movía hasta llegado el punto en el que me detuve alejado del grupo a intentar tomar algo de aire.

Ya no era un grupo tan grande después del enfrentamiento, había varios cuerpos en el suelo y era el único en el lugar que se encontraba realmente cansado. Ya quedaban pocos y estaba harto de pelear por largo tiempo, guarde mis armas y los hombres comenzaban a acercarse riendo como si la batalla estuviera asegurada, por lo que reí un poco también. Cuando el incidente había ocurrido el sol estaba a una hora de comenzar a ocultarse, ahora estaba completamente oculto dejándome solo con la luz de la luna. Aquellos hombres se acercaban tomando turnos mientras se acercaban a pelear contra mí a mano limpia solo quedaban tres en pie y 12 en el suelo, reía al recordar lo que había pasado y lo que podría llegar a pasar, pues, un pequeño grupo apareció, se acercaron rápidamente a ayudar a sus colegas no sin antes tomando venganza por sus colegas aprovechando la debilidad de mi cuerpo para dejarme al borde de la muerte.

Lentamente abrí los ojos cargando un dolor inmenso en el cuerpo, -Aaahhhhhh- Gritaba con todas mis fuerzas, agonizaba del dolor acumulado sin darme cuenta en donde estaba, el dolor no había bajado, pero podía notar que me habían colgado con ambos brazos extendidos y torturado después de quedar inconsciente, solo vestía con la parte inferior de mi cuerpo, lo demás había sido removido. Con la vista hacia el suelo note un charco de sangre debajo de mí y un ligero y casi no notable movimiento de la estructura *¿Estaré en movimiento?* Tosía sangre.
Valknut
Aprendiz
avatar
Cantidad de envíos : : 30
Nivel de PJ : : 0
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Mensaje  Ulareena Werner el Miér Mar 22 2017, 14:52

-Pero qué tenemos aquí… Parece que el valeroso héroe ha despertado. ¿Qué tienes que ver con Werner? ¿Él te ha enviado? ¡Contesta! Haré tu sufrimiento más llevadero si lo haces y tal vez una muerte rápida ¿qué me dices?- se hizo una pausa y entró el pirata que habían hecho traidor -Teleke ¿dónde está Wes Fungai? -
-Pareze que ha vuelto a escapar zeñor, pero ya capturó a ezte. Entonzes, zi ez posible permítame
-Jejeje ¿quién te dijo que nuestros negocios habían terminado? Puedes irte, mi amigo y yo resolveremos algunos asuntos más ¿no es así héroe?

* * *

-Ouoooo ¡calamavilloso!
La luz de la gran luna se filtraba por entre las tablas que hacían de puente hacia los barcos en el puerto, nos encontrábamos bajo ellas, a resguardo de la vista de cualquier transeúnte, con nuestros cuerpos sumergidos en el agua. Ury era la única que tenía la mayoría de su cuerpo sobre la superficie. Las dos personas que me rescataron subían y bajaban constantemente, al parecer necesitaban tener su piel siempre mojada. El frío le calaba los huesos a Ury, pero Ury se armó de valor y miró a los desconocidos.

-Eso fue calamavillosamente ¡calamavilloso! Gracias por ayudar a Ury y al Capitán

Ury esperó respuesta, pero sólo recibió unos gestos extraños que ella misma intentó copiar.

-No te molestes niña, sólo puedes escucharlos bajo el agua

Me di la vuelta para ver aparecer una figura gigantesca e igual que los rescatadores era un hombre bestia, pero este era un tiburón. Los otros habían sido un hombre raya y una mujer pulpo. Tapé mi boca con el Capitán, Ury estaba asustada. El hombre hablaba como el trueno, su voz repicaba como el agua por todos lados, haciendo que el cuerpito mío se hamacase con el sonido como un barco a la deriva. Sin pensarlo, tomé aire y metí mi cabeza bajo el agua, tal vez no me viera con esos ojos tan pequeños que tenía.

-Está bien calamarcita. Él está con nosotros, es parte del ejército de tierra
-Uoooo ¿tie? Glupglup

Ury sacó la cabeza del agua y tosió un poco, aunque sus nuevos amigos pudiesen hablar y respirar bajo el agua, el capitán y yo no podíamos hacer las dos cosas al mismo tiempo. Abrir la boca no era seguro. Sentí que me ahogaba.

-Jojojo tranquila pequeña, tenemos todo el tiempo del mundo. Cuéntanos ¿qué pasó?

Y Ury les explicó a sus nuevos amigos lo que había sucedido, siempre un poco desconfiada del señor tiburón (que era medio sordo de una oreja). Resultó difícil hablar con la pareja de mar, que sólo se entendía bajo el agua, pero nada era imposible para Ury.

-Drisköll, debimos haberlo sabido
-¿Conocen a mi abuelo?
-¿Es una broma? Es el hombre que está detrás de la esclavitud de los hombres bestia del puerto
-Pero gracias a él, nosotros nos estamos volviendo más fuertes ¡que viva la revolución!

El tiburón fue coreado de forma unánime con un “¡que viva!” y Ury pronto se sintió en casa.

-¿Revolución? ¿Esclavos?¿qué hizo mi abuelo? ¿cómo supieron que Ury estaba en problemas?

La pancita de Ury volvió a sonar y todos rieron, el señor tiburón me trajo unas mantas y algo de comer mientras me explicaban lo que tenía que saber. El chocolate caliente me dio sueño, mis ojitos comenzaban a cerrarse.

-Hay novedades, cangrejita, uno de tus amigos te busca, ¿parece que un Valk fue capturado?

La voz de la dama del puerto me hizo sentir tan en casa y tan triste que me puse a llorar. No veía a la dama que se escondía, pero había sido su voz la que había escuchado cuando me tenían cautiva y ahora era la misma que me decía que había atrapado a mi gran príncipe espía. Eso estaba mal, eso estaba muy mal.

-Tranquila Ury ¡salvaremos a tu príncipe!

Como si se tratara de una aparición, Chinchilla se paró con sus brazos en jarra arriba de nosotros, mirando al mar.

-Lo llevaron al sin nombre. El Capitán y dos de sus hombres están planeándolo todo. Vienen en camino. Pronto irán al “Sin Nombre” a rescatarlo. A propósito, no te imaginas quién nos dio toda la información: el niño rico.
avatar
Cantidad de envíos : : 48
Nivel de PJ : : 0
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Mensaje  Valknut el Miér Mar 22 2017, 17:43

El cuerpo de Alexander aun respiraba en algunas circunstancias, por momentos dejaba de respirar o quedaba colgado de los grilletes de forma inconsciente siendo la mejor solución ante las largas platicas y preguntas tediosas que se le daban al estar consciente.

De un momento a otro una constante rutinaria definía perfectamente como pasaba sus días, dormía o mas bien reposaba inconsciente en una oscura celda junto a otros criminales que temían sufrir lo que el joven estaba viviendo, la tortura se reducía a golpes y cuando llegaba a ser grave se le curaba inmediatamente para hacer continuo su sufrimiento, algunos de los guardias le tenían rencor por los asesinatos de sus compañeros por lo que solían molestarlo en su celda, era normal ver charcos de sangre en su celda y comida regada por el suelo,  llegaban a morir prisioneros a sus alrededores por ofrecer su alimento, los guardias entendieron que no era posible envenenarlo pero podría quedarse sin ingerir alimentos fácilmente.

En una de las ocasiones en las que pudo mantenerse cociente el prisionero de la celda a un lado decidió hablarle.

-Vaya que eres resistente, maldición amigo ¿que fue lo que hiciste? ninguno en este barco a sufrido tanto como tu-

Alexander se sentó en la banca en la que se supone duerme mientras se encorvaba un poco disfrutando lo bien que se sentía su cuerpo al poder moverse a pesar de las heridas. Aquel hombre tenia una barba medianamente larga al igual que su cabello, sus ropas estaban gastadas por el tiempo que llevaba en el barco y por el olor no había problema, en ese lugar oler a ron era esplendido.

-No es la primera vez que me torturan por mucho tiempo...Sabía que, estábamos en movimiento, sabes, ¿a donde nos dirigimos?- Hablar comenzaba a causarle cierto dolor por lo que realizaba pausas.

-Tranquilo amigo tomadlo con calma, nos dirigimos a un "sin nombre" del que he escuchado hablar a los guardias, si eso es cierto nuestras oportunidades se agotan, ese lugar no perdona, pero no te preocupes, nos has dado algo muy importante a mi y a los demás, nos has dado esperanza, no podíamos creer como aguantabas eso mientras nosotros descansábamos, tomaremos este barco y nos iremos de aquí pronto, recibimos un ave mensajera de alguien que se dirige hacia acá. Nos vemos, aquí viene el guardia, aguanta un poco amigo.-

Se abrió la celda de Alexander mientras que este se sacaba la prenda superior manchada de sangre, los guardias comienzan a acostumbrarse a llevar al prisionero sin violencia, un aprendiz entra a la celda para comenzar a limpiar la sangre al mismo tiempo que Alex sale de la misma, el sabía que en los grilletes no podría mover sus brazos por lo que aprovecho su corta movilidad por lo que soltó un golpe directo al primer guardia que tenia enfrente, este sorprendido callo al suelo mientras que sus compañeros tomaban a Valk llevándolo a la sala de tortura.

Algo había cambiado, ya no había grilletes, ahora era una silla de madera en la que lo amarraron con ambas manos detrás, Alex dudo seriamente la situación, no entendía muy bien pero sabía que era bastante fácil librarse de las cuerdas, creyendo que lo mas probable es que fuere una trampa. El interrogador llego, este no venía solamente a hablar y golpear mas que nada, un conocido suyo entro al cuarto para hablar de la situación a lo que Valk no pudo evitar escuchar aunque lo que hablaban no era de mucha importancia, el hombre que mencionaban estaba en la lista del puerto, era todo lo que sabía. Al quedar solo el interrogador y Alex este se libro de las cuerdas sin dar a conocer que lo había logrado escupió sangre al suelo y decidió hablar por fin.

-No conozco al capitán Werner, ni mucho menos me ha enviado, no tengo idea de quienes son ustedes ni me interesa, intente detener un crimen en curso, es todo... ¿Quieres matarme? puedes intentarlo.- Con un tono molesto

El movimiento del barco se había detenido, para cuando Alex termino su parlotearía se levanto rápidamente golpeando con fuerza en la boca estomacal del interrogante provocando que vomitara quedando en el suelo. Rápidamente le quito la parte superior de su traje y su espada con la que pudo tomar al interrogador de rehén con la espada en el cuello dispuesto a liberar a los prisioneros e ir a por sus armas
Valknut
Aprendiz
avatar
Cantidad de envíos : : 30
Nivel de PJ : : 0
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Mensaje  Ulareena Werner el Jue Mar 23 2017, 14:45

-Calamavilloso calamavilloso!- dije aplaudiendo una y otra vez. Bud, el marino orca era totalmente calamavilloso. No podía dejar de sonreír y seguirle a todos lados. Al principio me dio un poquito de miedo despertar entre sus brazos regordetes y ver sus dientes tan cerca ¡era como si Ury fuese a ser el desayuno de ese gran hombre bestia!; pero Chinchilla me aseguró que todo estaba bien, que estábamos en el barco del capitán rebelde, directo al “Sin Nombre”. Y sin muchas más explicaciones me dejó solita, con la orca que era el orco, pero no podía llamarle orco porque eso no era correcto aunque fuese gigante. -Cangrejos fritos, volví a equivocarme- miré el pergamino y al señor B (o como le decían sus amigos Taaak tak tak tak).

Cuando pregunté por qué le decían Taaak tak tak tak en vez de solo B (que para mí era más fácil) Bud me dijo que era la forma en la que este hombre bestia se comunicaba (porque no tenía voz) y entonces Bud y B se dedicaron a enseñarme su método para hablar, un tal “código morse” que le fue enseñado a B en la base de los Bio, en donde lo habían criado. Ury no entendió gran parte de la historia que le contaron, pero supo dos cosas bien claro: la primera, el señor B podía escuchar bien, asique no tendría que hablarle diferente. La segunda, el señor B había sido criado lejos de su familia como ella, así que sería como su nuevo hermano mayor y para eso estaba aprendiendo su forma de hablar.

Con su mano derecha, que en realidad era una gran pinza, B hacía un tak suave y rápido que equivalía a un punto. Con la izquierda un taaak más largo y fuerte que era una raya. La combinación de rayas y puntos hacían letras y números, era muy calamavilloso. Ury escribió muy prolijita en un pergamino todo lo que debía recordar. De momento se acordaba de la letra “B”, la letra “U” y la letra “D”. La B por Taaak tak tak tak, la “U” por Ury y la de para formar “Bud”. -Puh puh puh Ury sabrá hablar Morsil- dije poniendo mis brazos en jarra mientras seguía al orco por la cubierta del gran barco, intentando no pisar su cola ballenosa. Al ver el sol tintinear sobre el mar Ury sintió algo que jamás había sentido. Tuvo que agarrarse fuerte del barandal porque sus rodillas temblaron.

-Es lindo ¿no Ulareena Werner?

Ury dio un par de pasos hacia atrás. En ese barco todos eran grandes, pero ese era el rey de los reyes grandes. El capitán del “Renegado” el barco de la revolución, como me habían explicado Bud y B. Moví varias veces mi cabecita tentacular arriba y abajo, sin ser capaz de hablar. Me había paralizado. Era la primera vez que conocía a un capitán de verdad. Era calamavilloso. El mar, un barco ¡un capitán! Ury se sentía muy pequeñita pero muy confiada. ¿Sería papa tan calamavilloso como el capitán Martillo? Con esas ropas extrañas, lleno de tatuajes, armas y joyas. Uaaaa…. Ury… Ury sintió una mano sobre su cabeza y cuando abrió los ojitos vio que estaba abrazando al Capitán Martillo.

-Uoooo Ury lo siente, Ury Ury…
-Está bien pequeña. ¿Es la primera vez que estás en mar abierto?
-S… si… ¡sí capitán!
-Jajaja ¡me gustan las chicas con buena disposición! Aunque digan que las mujeres en cubierta son de mala suerte. Digamos que nuestra revolución necesita pequeñas calamarcitas y no es como si fueses la única mujer en el barco… hmmm… me pregunto…

El capitán se dio la vuelta y pensé en sus palabras. Por lo que tenía entendido, llevábamos varias horas navegando. Yo me había quedado dormida después del chocolate del puerto y desperté en brazos de orco, que no dejaba de repetir que sería mi cuna. Aún me daba vergüenza recordar esa parte, Bud hablaba siempre bajito, de forma serena, y parecía saber mucho, pero no reconocía que Ury ya no era una bebe. Ury no sabía dónde meterse para esconder su sonrojo. Varios marinos de cubierta se volvían a mirar los tentáculos de Ury que cambiaban de color mientras se movían como pequeñas serpientes hacia todos lados.

-Pronto llegaremos al “Sin Nombre”
-¿Cómo está seguro Capitán? La señora pulpo y el señor raya… es decir… Mina y Thiago me dijeron que el “Sin Nombre” es un barco que nunca toca puerto porque es como una isla en el mar, una isla que siempre está a la deriva y que es como un fantasma. Nadie que no sea deseado la puede encontrar

Mis cejitas se juntaron, usé los tentáculos para masajear mi cara, la abuela siempre decía que era importante conservar la belleza de una mujer en todo momento.

-No se te escapa nada ¿verdad?
El capitán Martillo mostró una sonrisa perfecta mientras yo intentaba esconder lo rojo de mi carita.
-Mina y Thiago recorren las aguas y tienen contactos que odian a tu… – se aclaró la garganta y cambió su expresión - gente que quiere detener a tu abuelo. Además están las gaviotas.

-¿Gaviotas?
-Claro, allí donde hay un barco, hay desechos. Más si se trata de un barco que nunca toca puerto. Esas aves no se van ni aunque las ensartes en el palo mayor…

Iba a decir algo, pero me quedé con mi dedo índice señalando el cielo mientras miraba su gran espalda alejarse.
-Gaviotas… calamvisante…
avatar
Cantidad de envíos : : 48
Nivel de PJ : : 0
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Mensaje  Valknut el Sáb Mar 25 2017, 05:46

Ansiedad era el sentimiento que abundaba en el joven Alexander al recorrer los pasillos del barco sin encontrar a nadie, el se dirigía a las celdas de las cuales conocía el camino perfectamente, pero le causaba mucha incomodidad que no se encontrara a algún tripulante en su recorrido, en todo momento el pensamiento de *es una trampa* pasaba en su cabeza, no le quedaba mas que continuar arrastrando el cuerpo inconsciente del interrogador a quien decidió llamar comandante mediocre para no tener que llamarle de una forma que fuera aburrida para el corto viaje ademas de ser mas sencillo

Alexander se movía lento pues no llevaba alguna prisa, podía sentir como si alguien le estuviese siguiendo el paso al mismo tiempo que no le quitaban el ojo de encima y esto era la mayor causante de inquietud en el joven, el barco en el que todos eran transportados era de un gran tamaño aunque por fuera no se pudiera apreciar todo el espacio que este tenia por dentro.

La conciencia del hombre comenzaba a hacerse notoria y con ella el cambio de papeles se volvía real.

-¡Donde esta todo el mundo!- Con una voz rotundamente cambiada agresivamente a la que se le acostumbra causando una cara de impresión en el comandante.

-N..¿No te has dado cuenta de que nos hemos detenido? cualquiera que sea o no marinero podría darse cuenta de que hemos aterrizado- comienza a reírse levemente- Disfruta de tu pequeño "poder", por que donde estamos será tu fin- Ríe completamente.

Llegando a la conclusión de que la mayoría de los tripulantes del barco pudieron haber desembarcado y recorrido el lugar a excepción de algunos cuantos se sintió mas seguro, con esto dado por hecho se aseguro de dejar inmediatamente inconsciente al comandante para tener un poco de silencio y continuar su travesía.

*Bueno, esta no era el tipo de aventura que hubiera deseado*

El joven Alex caminaba por el corredor que conecta con las celdas de los rebeldes tomando un pequeño descanso causado por un fuerte dolor en el estomago, varios días se había quedado sin comer por la paranoia que le causaba la comida, las tripas rugían haciendo movimientos bruscos, mientras avanzaba lentamente el dolor bajaba hasta dar un ultimo golpe y desaparecer, continuo caminando lentamente hasta llegar a su vieja celda, todo el mundo se alerto al ver a un hombre con la vestimenta del comandante ocultando su rostro con un perfil bajo y poco acostumbrado a pasar desapercibido aliado por la oscuridad de la sala. Se acercó a la celda de su amigo y la abrió tranquilamente levantando la mirada.

-¿Listo para irte colega?- Sonríe
El hombre sentado en su banca sonríe con alegría, se le notaba la mirada esperanzada.

Mientras todo el mundo se organizaba al mando del viejo "barba roja", Alex recorría las salas cercanas a donde se encontraba previamente hasta que encontró lo que mas deseaba en el momento, la cocina, grande era su sorpresa al encontrar un niño sentado comiendo un plato de cereal con las pertenencias de Alex en la mesa, daba la sensación de que había mas leche que cereal en el tazón al cual no apartaba la mirada aun después de que el joven entrara en la sala.

*¿Esto es una broma?* Alexander no comprendía que hacía un niño ahí

Se acerca a la mesa tomando sus cosas equipando a medida, el pequeño niño ocultaba su sorpresa al ver tantas heridas cicatrizadas y marcas de guerra intentando concentrarse en el tazón. El pequeño termino su desayuno y pregunto:

-¿Tu eres el príncipe espía?- seguro de que la respuesta fuera aprobatoria.

Con una enorme sonrisa de felicidad asiente con la cabeza mientras colocaba la mascara en su lugar terminando de vestirse por completo, ofreciendo la espada del comandante al niño este la acepta al mismo tiempo que regresa la espada el maestre realizando un intercambio, es como si se entendiesen sin hablarse. El joven busca algo de agua para calmar su apetito y se acerca al niño.

-Un gusto, mis mas sincera apreciación ante los actos tan valerosos que has hecho. Mi nombre es Alexander pero puedes llamarme Alex - Extiende su brazo

-Igualmente, mi nombre es Simón, eres amigo de Ury, por eso lo hago- Estrechan sus manos,

-Me caes bien niño, ahora tenemos que tomar el barco y buscar a Ury, lo mas probable es que este en esta isla maldita, o barco enorme, no entendí muy bien al viejo.-

-¡No podemos irnos!, ¿crees que Ury no vendría a salvarnos? recibí un ave diciendo que estaba bien y que pronto llegarían para acá, no podemos irnos.- Decidido con ambos brazos cruzados

-Los hombres enfadados que venían de las celdas quieren hacer algo, no podré detenerlos si lo que quieren es irse ahora.- Menciona pensando sus opciones.
Valknut
Aprendiz
avatar
Cantidad de envíos : : 30
Nivel de PJ : : 0
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Mensaje  Ulareena Werner el Dom Mar 26 2017, 00:45

Continuamos en el mar de aerandir: Donde el sol no llega
avatar
Cantidad de envíos : : 48
Nivel de PJ : : 0
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Navegando en aguas poco profundas [Valk][libresisismamente libre][cerrado]

Mensaje  Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.